Foto: Mayra Franco
No tienen dinero para construir ventanas del inconcluso recinto que se pretende cultural

A más de tres años aproximadamente de que iniciaron los trabajos, el inmueble ubicado en el Biblioparque Norte de la ciudad de Saltillo, aún no se concluye, a pesar de que lleva un 80 por ciento de avance.

En entrevista telefónica, Jesús Esquivel, presidente de la Unión de Productores de Ladrillo de la cuidad, dijo que durante la construcción se quedó sin recursos para terminar la fachada.

Impacto. Para darse una idea de lo que el museo ofrecerá, basta darle un vistazo a su interior.

“Le pedimos apoyo al municipio porque se nos acabó el dinero. A nosotros nadie nos subsidió. La Unión de Productores de Ladrillo fue la encargada de realizar el proyecto con propios recursos”, aclaró.

En el terreno donde se encontraba la empresa Zincamex y que fue donado por el ex alcalde Jericó Abramo Masso para la construcción del Biblioparque Norte, se puede observar la construcción casi como obra negra.

“No está en obra negra, ya están los baños, y el techo y varias cosas, pero no podemos continuar con los pisos y demás porque no hay ventanas. La lluvia dañaría lo construido”, dijo.

Inconclusa. La construcción es sólida, de buen gusto, bien trazada, pero…

Según declaraciones a medios de comunicación, al proceso se le ha invertido 1 millón 800 mil pesos. Ahora está suspendido por tan sólo 50 mil.

“Pues ya conseguimos las ventanas usadas. Nos cuestan más o menos 50 mil más la manos de obra que sería entre unos 70 mil pesos. El Municipio no nos dice que no. Pero tampoco nos dice para cuándo”, recalcó Jesús.

En noviembre del año 2016, cuando el alcalde Isidro López anunciaba los recursos destinados hacia la infraestructura de varios parques, como el Biblioparque Oriente, los proyectos pendientes como este museo fueron descartados por razones presupuestales.

Deficiencias. Sin ventanas ni puertas sigue el museo del ladrillo, eso no permite que se avance en su construcción.