Carlos Reygadas contó que lo más difícil para filmar "Luz Silenciosa" (Stellet Licht), premiada en Cannes, fue ganarse la confianza de los menonitas de Chihuahua, norte de México, y dijo que por ello estrenará la cinta en el municipio donde se encuentra esta comunidad.
"Pensé que iba a tener que tirar la toalla por primera vez", agrega al contar sus vicisitudes para llevar adelante el proyecto cinematográfico que le valió el premio del jurado de Cannes en 2007.

"Son muy herméticos. Lo son desde hace cuatro siglos y lo han sido en todos los países en donde han estado. En Paraguay, en Bolivia, en Belice, en México, y donde quiera que estén", agregó.

Sostuvo que las estrictas costumbres de esa comunidad, que llegó a México desde Canadá en 1922, "prohíbe cualquier reproducción gráfica del ser humano". "Imagínate la foto, no se diga el cine o la televisión", añadió.

El cineasta relató que viajó a los campos menonitas más de 10 veces en tres años, hasta que dio con Cornelio Wall, un menonita que tiene un programa de radio sobre música contry y que apareció en una película por primera vez en su vida.

"Está medio loco", dijo Rey-gadas, y agregó que por ello "era perfecto para la película".

"Luz Silenciosa" será proyectada por primera vez en México el 21 de septiembre próximo en Ciudad Cuauhtémoc, Chihua-hua, donde se asentó el mayor número de menonitas llegados desde Canadá.

El filme cuenta la historia de un hombre, interpretado por Wall, que contra la ley de la familia y de Dios se enamora de una mujer que no es su esposa.