Notimex
Jerusalén.- Al menos 23 palestinos murieron y 40 resultaron heridos la madrugada de este sábado durante una nueva incursión militar del Ejército israelí en el noreste de la franja de Gaza, informaron medios locales.
El diario Haaretz precisó que entre las víctimas mortales se encuentran tres niños y el padre de uno de ellos. El resto de los palestinos muertos eran miembros de Hamás y la Yihad Islámica, que perecieron en bombardeos aéreos y terrestres.

Cinco soldados de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) resultaron heridos durante los combates, tres de ellos con heridas leves, agregó.

Con los sangrientos enfrentamientos de este sábado suman 54 los palestinos muertos, 22 civiles y 32 terroristas, y 150 los heridos desde el pasado miércoles cuando inicio la ofensiva militar israelí en la franja de Gaza, indicó The Jerusalem Post.

Aviones israelíes lanzaron tres ataques en el norte de la franja de Gaza a primera hora de la mañana, que fueron seguidos por una pequeña incursión terrestre en la zona aledaña al campo de Yabalia.

Varios tanques y vehículos blindados del Ejército israelí, apoyados desde el aire por helicópteros, irrumpieron en los barrios de Abu Safeya y al-Kashef, en medio de intensos bombardeos, agregaron las fuentes.

El Ejército israelí indicó que lleva a cabo una operación en la zona norte de la franja de Gaza cuyo objetivo es impedir el lanzamiento de cohetes contra su territorio.

Las milicias palestinas han disparado un centenar de cohetes y proyectiles de mortero contra localidades israelíes aledañas a la franja de Gaza en los últimos días, lo que causó la muerte el pasado miércoles a un civil en la ciudad de Sderot.

Fuentes en Hamás señalaron que soldados de las FDI intercambiaron disparos de armas de fuego pesado con palestinos armados en la parte oriental de las afueras de Jabaliya, a dos kilómetros de la valla que se encuentra en la frontera entre Israel y Gaza.

Una portavoz militar israelí dijo que en el transcurso de la operación fueron alcanzados varios objetivos como grupos de milicianos, aunque no pudo precisar más detalles de la misma hasta que no concluya.

"Tenemos conocimiento de que han sido alcanzados civiles en esta operación y reiteramos que no son el objetivo de las operaciones del Ejército israelí", señaló.

Añadió que los blancos de las actividades son los puntos desde los que los cohetes son disparados contra Israel y que el Ejército "no es responsable si este tipo de actividades se hacen junto a civiles".