El Universal
El comandante asesinado, Enrique Olivas, se desempeñaba como jefe de grupo responsable de la Base Operativa de Baviácora.
Hermosillo.- Un jefe de grupo de la Policía Estatal Investigadora (PEI) y otro agente más de esa corporación fueron asesinados en el municipio de Baviácora, en la región del Río Sonora, por hombres armados que presuntamente los emboscaron.

El presidente municipal de Baviácora, José Alfredo Gautrín Contreras, dijo que los agentes acribillados tenían apenas medio año de estar asignados a esta población.

El comandante asesinado, Enrique Olivas Higuera, se desempeñaba como jefe de grupo PEI, responsable de la Base Operativa de Baviácora.

Los primeros reportes señalaron que el jefe policiaco fue emboscado la tarde del lunes, alrededor de la 18:00 horas, frente al estadio de beisbol de la comunidad ya citada, cuando se movilizaba en una patrulla de la PEI.

Abel Murrieta, titular de la Procuraduría General de Justicia del Estado, confirmó que Olivas Higuera fue ejecutado por un grupo de sicarios al igual que el agente.

Indicó que Olivas Hihuera había sido uno de los agentes que más activos había estado contra narcotraficantes que hace dos semanas protagonizaron un enfrentamiento en los municipios de Cananea y Arizpe.

Los gatilleros utilizaron armas de alto poder, entre ellas AK-47 de las llamadas "cuerno de chivo" y fusiles AR-15.

Luego del ataque, un grupo de peritos de la PGJE se trasladó al lugar tras conocerse que Olivas Higueras, quien era originario de Ciudad Obregón, había sido ultimado por sicarios que al parecer sirven al narcotráfico.

Olivas Higueras, quien por alrededor 20 años prestó servicio en la filas PEI y de la desaparecida Policía Judicial del Estado, quedó sin vida en la patrulla que tripulaba.

Como funcionario público, Olivas Higuera prestó servicio los últimos tres años en el departamento de Abigeatos en el municipio de Cananea, además en las bases de Altar, Moctezuma y Cucurpe.