El Universal
Asegura el embajador de Venezuela en México que las acciones del panista están en contradicción con la mejor tradición diplomática mexicana
El embajador de Venezuela en México, Roy Chaderton, acusó a Manuel Espino, presidente de la Organización Demócrata Cristiana de América (ODCA), de hacer prácticas intervencionistas internacionales que mellan la soberanía venezolana y de ser un factor de perturbación de las relaciones bilaterales entre México y su gobierno

En una carta pública, en respuesta a la enviada un día antes por Espino, Chaderton asegura que las acciones del panista están "en contradicción con la mejor tradición diplomática mexicana".

En la misiva --que EL UNIVERSAL.com.mx tiene en su poder--, Chaderton expresa que Espino "se convirtió en un factor de perturbación de nuestras relaciones bilaterales".

Agrega que Espino ha tenido "reacciones burlonas" apoyado por la "dictadura mediática privada" en Caracas.

El lunes, EL UNIVERSAL publicó que el embajador de Venezuela en México pidió a su gobierno hacer una investigación a la empresa Bimbo, pues su dueño, Lorenzo Servitje, es una de las personas que financia, según el diplomático, a la ODCA, dirigida por Espino.

En respuesta, el ex líder nacional del PAN hizo del conocimiento público una misiva enviada a Chaderton, en la que criticaba el uso de sus calificativos.

"La diplomacia es el ejercicio de un gobierno para defender los intereses legítimos y que supone que quien la ejerce debe ser cortés y tener tacto y pensar antes de hablar.

"Un profesional de la diplomacia no hace juicios precipitados y sin fundamento", manifestó Espino.

Chaderton aseguró que la prensa mexicana omitió las últimas dos líneas de la carta pública de Espino que, en su versión privada, dirigida a la embajada de Venezuela, según Chaderton, concluyó así:

"Aprovecho para reiterar el compromiso de ODCA de respaldar a quienes en su país promueven el restablecimiento de la normalidad democrática".

"¿Quiénes?, ¿cuál respaldo? ¿Cuál promoción?, ¿Cuál restablecimiento?, ¿A qué llama usted normalidad democrática?" cuestionó Chaderton.