El Universal
Exige el Comité Directivo Estatal del PRI que el embajador de México en España y el presidente Calderón saquen las manos de las elecciones en la entidad
El embajador de México en España, Jorge Zermeño Infante hace proselitismo a favor de su partido Acción Nacional, denunció públicamente el secretario general del Comité Directivo Estatal del PRI, José Luis Flores Méndez.

Aseguró que la participación del funcionario en el proceso electoral para renovar los 38 municipios de Coahuila es una clara intromisión del Gobierno Federal que encabeza el presidente, Felipe Calderón Hinojosa.

Por eso exigió: "Que el presidente Felipe Calderón saque las manos de las elecciones de Coahuila".

Censuró que en lugar de cumplir con su obligación de ocuparse de la política exterior, Zermeño Infante haya estado ayer lunes en una conferencia de prensa en Torreón (que ofreció el líder estatal del albiazul, Reyes Flores Hurtado).

Su presencia e intervención en asuntos partidistas rompe con el principio de equidad electoral, pues lo hace un alto miembro del cuerpo diplomático del país, destacó Flores Méndez.

El embajador, --quien argumenta que anda de vacaciones--, opinó ante periodistas de las condiciones para que el PAN pudiera ganar algunos ayuntamientos, y con ello viola uno de los principios de la competencia electoral que es la igualdad, sostuvo Flores Méndez.

"Lamentable que mientras el país sufre el desprestigio internacional, embajadores como Jorge Zermeño se ocupen de proselitismo y no de la política exterior", declaró.

Además de una irregularidad, aseveró, es una vergüenza que mientras el país se debate en el desprestigio por la política de relaciones exteriores errática, quienes deberían estar haciendo algo al respecto -como Zermeño - se meten en asuntos que no son de su competencia.

"Ahora mismo vemos cual es la situación de México en el ámbito internacional: una nula relación con Cuba; aislados del resto de los países de América Latina y lo ocurrido durante la reciente visita de Manuel Zelaya al país, demuestran el poco respeto que hay por el Jefe del Ejecutivo Mexicano", subrayó.

Lo que ocurre -añadió-- se encuentra dentro de la lógica, pues una Nación no puede ser bien representada internacionalmente por alguien como Jorge Zermeño, que carece de facultades para hacerlo.

"En su nombramiento, -a propuesta del Ejecutivo y avalada por el Senado-, no se tomó en cuenta su falta de experiencia en la materia, pues Zermeño no formó parte nunca del Cuerpo Consular que tanto prestigio dio a nuestro país por muchos años", sostuvo el dirigente priista.

Anticipó también que el tono que tenga la campaña del blanquiazul hacia los abanderados del PRI será el mismo del tricolor, y así se dirigirá no solo a los candidatos panistas, sino también para las autoridades de los tres órdenes de gobierno emanadas de Acción Nacional.

Entre estas, el gobierno federal que encabeza Felipe Calderón, que, como lo señala Jesús Silva-Herzog Márquez, "es un muerto al que habrá que enterrar dentro de tres años, que empieza a oler mal, pero que no hay más remedio que convivir con él", remarcó.