Notimex
México.- El secretario general de la Organización de la Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon, reconoció que la paz es un objetivo difícil de alcanzar en el mundo y aseguró que su búsqueda "está plagada de reveses y sufrimientos".
En un comunicado de la oficina de la ONU en México, al encabezar la ceremonia por el Día Internacional de la Paz, en Nueva York, Ki-moon calificó a la paz como una de las necesidades de mayor precio para la humanidad.

Convocó a todas las zonas en conflicto en el mundo a un cese al fuego para dar un respiro a la población del miedo y la inseguridad que padecen en diversas partes, donde prevalecen confrontaciones armadas.

El cese al fuego es una buena ocasión para reflexionar sobre el precio que pagamos todos los habitantes del planeta por los conflictos y para reivindicar un compromiso firme para que la pausa de hoy se convierta en actitud permanente.

Llamó a todas las agencias internacionales, a los gobiernos y a los combatientes en el mundo, a hacer un balance sobre las actividades encaminadas a promover y garantizar no sólo la paz, sino el bienestar de todas las personas en nuestro planeta.

Reiteró que la búsqueda de la armonía entre naciones y dentro de los países es y seguirá siendo el objetivo central de la Organización de las Naciones Unidas.

Acompañado por los mensajeros de la paz, Michael Douglas, Jane Goodall y Elie Wiesel, el secretario general de la ONU aprovechó para hacer sonar la campana de la paz, instrumento donado por el gobierno de Japón y construido con monedas que para ese fin donaron los niños de aquel país.