Notimex
Jerusalén.- El viceprimer ministro israelí Haím Ramón afirmó hoy que la coalición del primer ministro Ehud Olmert apoyará su plan de ceder varios vecindarios del sector oriental de Jerusalén a los palestinos a cambio de territorio en Cisjordania.
En una entrevista con la radiodifusora del ejército, Ramón declaró que incluso el partido derechista Israel Beiteinu apoyaría dicha concesión, al igual que el Partido Laborista.

"Hay dos partidos centrales que están de acuerdo. Lo más importante es preservar el Estado de Israel judío y democrático", sostuvo.

Por otro lado, propuso una discusión respecto a los refugiados palestinos que quieren regresar a Israel por razones humanitarias, argumentando que "la idea de que esto causará el colapso de Israel es ridícula".

El domingo, Ramón sugirió que su plan para Jerusalén, anunciado el mes pasado, estará en la mesa de negociaciones durante la cumbre de paz para Oriente Medio programada para noviembre en Annapolis, Estados Unidos.

El domingo, el líder de Israel Beiteinu y también viceprimer ministro Avigdor Lieberman causó sorpresa en una reunión del gabinete al acceder a ceder el control sobre ciertas áreas de Jerusalén.

En tanto, el periódico en árabe Al-Quds al-Arabi, con sede en Londres, publicó este lunes que israelíes y palestinos lograron un acuerdo según el cual, en un acuerdo final de paz, los sitios sagrados musulmanes en el Monte del Templo de Jerusalén serán transferidos a custodia de Jordania.

También, según el diario, se acordó que se concederá ciudadanía jordana a 90 mil residentes del sector oriental, predominantemente árabe, de Jerusalén.


Cuando Israel y Jordania firmaron su convenio de paz en 1994, se acordó que Israel respetaría el papel especial del Reino Hachemita sobre los sitios sagrados islámicos en Jerusalén y que, en un acuerdo final con los palestinos, Israel daría preeminencia al papel histórico de Jordania en dichos lugares.

Sin embargo, la oficina del primer ministro Olmert negó este lunes el reporte del rotativo en cuanto al supuesto acuerdo sobre los sitios sagrados en Jerusalén.