1. NO SE QUEDAN EN CASA

Tanto en Monclova como en Parras y Saltillo se conocieron medidas más severas para mantener a la gente en su casa. En Monclova de Alfredo Paredes, a quien ya le dicen el “Trump de los Pobres”, la policía cerró las calles que comunican con el municipio de Frontera. En Parras de Ramiro Pérez Arciniega se dio a conocer que se empezaron a imponer multas para quienes no acaten la medida de quedarse en su casa. También el Subcomité de Salud de la Región Sureste, encabezado por Jaime Guerra, y que abarca varios municipios, entre estos Saltillo, acordaron aplicar también multas a quienes realicen fiestas en sus casas durante la pandemia. Sin embargo, ayer el centro de la ciudad estuvo lleno.

2. El DEFENSOR

El que se lanzó a la defensa del doctor Hugo López Gatell, subsecretario de Salud en funciones de Secretario –porque el que está arriba de él no funciona–, fue el diputado federal por Morena, Diego del Bosque. El caso es que nadie está atacando a López Gatell y su estrategia, sino cuestionando las políticas presidenciales para salir adelante más rápido de la pandemia, y la incongruencia del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, de primero enviar un mensaje de no creer en el COVID-19 y después insistir en que todo México se quede en casa. Además Diego y todos los de Morena dividen al País porque hablan de derecha y de conservadores, como si alguien que no tiene filiación política no fuera libre de opinar.

3. EVIDENCIA CLARA

Doble reto tienen Teresa Guajardo, todavía Secretaria de Fiscalización y Rendición de Cuentas, y el secretario de Inclusión y Desarrollo Social, Francisco Saracho: entregar las despensas que otorga el Gobierno de Coahuila con la mayor transparencia y legalidad. En estos momentos de pandemia por coronavirus la necesidad entre la población crece y es razonable la entrega. Pero también está el tema electoral que se reactivará tan pronto como pase la cuarentena por el coronavirus. Además convocar a mucha gente para hacer entregas masivas no está permitido, y hacerlo de manera individual implica un reto para dejar una evidencia clara de que nadie más metió las manos.

4. OTRA VEZ EL IMSS

Parece intrascendente que se nombre a un delegado interino en el IMSS Coahuila mientras Leopoldo Santillán convalece. La llegada –enviado desde el búnker del “Chico Maravilla de la 4T”, Zoé Robledo– de Fernando López seguramente es para poner orden en varias situaciones. Ayer, en el reporte estatal de contagios por coronavirus, se dio a conocer al mediodía que 10 casos adicionales correspondían a personas que había atendido el IMSS Coahuila, pero a finales del mes de marzo. Es decir, la información no fluye correctamente, y de la coordinación habría que comprobar que se esté dando. La pandemia es asunto de todos y no pueden permitirse errores ni omisiones de ninguna autoridad, de ningún nivel.

5. EL PEOR MOMENTO

La salida que le encontró Reyes Flores a la crítica de los gobernadores del Noreste –Miguel Riquelme, “El Bronco” Jaime Rodríguez y Francisco García–, fue la megadeuda de Coahuila. Reyes sabe de eso porque durante varios años encontró refugio con Armando Guadiana e investigaron la deuda millonaria en la entidad. Dice el delegado del Gobierno Federal que hará públicas las cifras de lo que recibe Coahuila. Por otro lado, en redes sociales al defender lo indefendible le llovió sobre mojado a Reyes, principalmente porque los insumos médicos no aparecen por ningún lado. Por lo pronto autoridades locales están convocando a la unidad y a cerrar filas a favor de la entidad.

6. MOMENTO DECISIVO

Hay momento decisivo en Coahuila para cuatro alcaldes y dos diputados locales de Morena: se van con el Gobierno Federal o se quedan apoyando a la entidad en la pandemia. En el Congreso están Elisa Villalobos y Benito Ramírez –aunque simula ser independiente–, mientras que en las alcaldías se cuenta con Claudio Bres –expriista disfrazado– de Piedras Negras, Horacio Piña de Matamoros, Jonathan Ávalos de Madero, y Ramiro Pérez de Parras de la Fuente. Podríamos decir que faltan dos senadores y diputados federales, pero ellos desde hace buen tiempo que se hicieron del lado del bloque de defensa del Presidente, con o sin razón.

7. EL PERRO BRAVO

Dice el dicho que cuando el perro es bravo hasta al de casa muerde. Esto resulta aplicable a la diputada federal por Morena, María de los Ángeles Huerta del Río, quien defendiendo a su Presidente cuestiona a los gobernadores que han criticado el accionar del Gobierno Federal ante la pandemia. Se lleva de encuentro al gobernador de Baja California, Jaime Bonilla, quien dijo que los médicos del IMSS están cayendo como moscas por la falta de insumos para atender a los pacientes con coronavirus. Otra gran defensora del régimen es Olga Sánchez Cordero, quien ha empezado a callar bocas, pero de medios de comunicación críticos, luego seguirán con los no paleros, y así.

8. INCERTIDUMBRE

En donde no existe rumbo fijo es en el sector educativo de nivel básico. Mientras aquí Higinio González sigue en la modorra, a nivel nacional Esteban Moctezuma Barragán alucina con dar clases virtuales, cuando hay miles de niños que no tienen ni acceso a internet, ni un dispositivo tecnológico como computadora o teléfono inteligente. El caso es que a los profesores –eso sí– les están exigiendo evidencia de su trabajo. A partir del lunes los docentes no saben qué va a suceder, y con toda razón, están preocupados por sus alumnos, pero también por la actitud de las autoridades educativas. ¿Y el Sindicato? Bien, gracias.