De compras. Estar en semáforo rojo debido al alto número de contagios parece no preocupar a los saltillenses. | Foto: Francisco Muñiz
Sin sana distancia y con adultos mayores, niños y bebés ‘de paseo’

En plena contingencia sanitaria, el mercado sobre ruedas que cada jueves se instala en la colonia Bellavista lució atiborrado de personas, entre ellas adultos mayores, niños e incluso bebés. 

Los puestos, que en su mayoría no cumplieron con la distancia mínima requerida de 1.5 metros entre uno y otro, se ubicaron en los alrededores del Parque “Jesús Carranza”, a un costado de la Central de Autobuses y se extendieron a vialidades aledañas, al sur de Saltillo.

Durante el recorrido se observó que los principales filtros sanitarios, en los que se da gel antibacterial a los visitantes, se colocaron en los accesos a la calle Alfredo V. Bonfil, y uno más en la calle Constitución. Sin embargo, en todo este trayecto en las calles laterales, como en la Miguel Hidalgo, la entrada es libre. También se pudo ver a gente aglomerada en distintos puestos, especialmente en donde se venden pacas de ropa, donde los artículos pasaron de una mano a otra entre los clientes.

En tanto, en los pasillos tampoco se cumplió con la sana distancia, menos en las zonas más estrechas, cerca de la calle Constitución.

Así mismo, hubo personas que llevaron mal puesto el cubrebocas, o no lo portaban. Así como también quienes decidieron retirarlo para comer mientras caminaban. 

Con cerca de 300 puestos instalados, cabe recordar que esto equivaldría al 50 por ciento con el que se está permitido operar en los mercados sobre ruedas en la capital coahuilense.