Petición. De Hoyos Montemayor exigió al director del Instituto Nacional de Migración, que se inicie una investigación contra el Grupo Beta. Foto: ARCHIVO
Revela diputado la situación que viven quienes pretenden cruzar a Estados Unidos

Un grupo de migrantes denunció que en Acuña, integrantes del Grupo Beta los están extorsionando con cantidades que van de los 500 a los mil 300 dólares para obtener un lugar preferencial para ser atendidos por autoridades estadounidenses para pedir asilo político.

La denuncia obligó a que el Congreso local exhorte al Instituto Nacional de Migración a investigar el hecho.

El diputado local de UDC, Emilio de Hoyos Montemayor, presentó un punto de acuerdo en el que aseguró que han surgido diversas quejas contra miembros del grupo Beta, por actos de extorsión contra migrantes originarios de países como Cuba y Honduras.

“Hay migrantes cubanos que manifiestan que están siendo parte de extorsión de elementos del grupo Beta, con el propósito de que los pongan al inicio de las listas que se vienen manejando para ser atendidos por las autoridades migratorias para pedir asilo político en Estados Unidos”, aseguró el legislador local.

Detalló que de acuerdo con lo manifestado con los denunciantes, les están exigiendo cantidades que van desde los 500 hasta los mil 300 dólares para tener un lugar preferencial en las listas que se manejan para controlar las solicitudes de asilo político.

 

Foto: ARCHIVO

 “Esperamos que se llegue a las últimas consecuencias, no puede ser que estemos violentando los derechos humanos de nuestros hermanos migrantes, no solo extranjeros, sino migrantes connacionales incluso.”, comentó el diputado udecista.

CIERRE DE FRONTERA, MÁS PERJUDICIAL PARA EU

De Hoyos Montemayor consideró que un eventual cierre de la frontera entre México Estados Unidos, como ha propuesto el presidente Donald Trump, perjudicaría más al país estadounidense, pues dijo que es mayor la cantidad de empresas que dependen de México del otro lado de la frontera.

“Se están dando un tiro, porque en la balanza incluso el más afectado es Estados Unidos, la mayor parte de las empresas son de Estados Unidos, quienes al impedir el tráfico de la actividad comercial, son los más afectados. Se estima que una cantidad importante de empleos se verían amenazados”.

Dijo que además de las pérdidas estimadas en mil 700 millones de dólares diarios en materia comercial, ciudadanos mexicanos que todos los días cruzan la frontera para estudiar o trabajar, también se verían afectados con la medida.