Raúl Vera encabezó en catedral la confirmación de 42 boy scouts de la ciudad. Foto: Vanguardia/Mayra Franco
El drenaje está muy mal en Saltillo; a mí me ha dicho gente que ha trabajado ahí que eso es un negocio, aseguró el Obispo de Saltillo
El obispo de la Diócesis de Saltillo, Raúl Vera López, dijo que el drenaje de Saltillo está muy mal hecho a consecuencia de actos de corrupción, pues se quejó que mientras las administraciones municipales van y vienen, el problema no se resuelve.
 
Durante una homilía ofrecida la tarde de ayer al participar en la confirmación de 42 jóvenes de la Asociación de Scouts Provincia Coahuila, el prelado dijo llevar sus calcetines húmedos porque su camino a Catedral era literalmente un río.
 
“El drenaje está muy mal hecho; a mí me ha dicho gente que ha trabajado ahí que eso es un negocio”, aseguró.
 
“Administraciones van y vienen y no se arregla”, enfatiza.
 
Vera dijo que a menudo la sociedad se percata que las estructuras gubernamentales son deshonestas por la cultura política de México, por lo que hizo un llamado a que la sociedad sea realmente participativa. 
 
Asimismo, alertó por la compra de votos que suele realizarse en el país en vísperas y durante la jornada electoral, y dijo que muchos de los que incurren en estas prácticas son fondeados por narcotraficantes y miembros del crimen organizado.
 
“Piden la credencial de elector, y todo eso lo hacen mediante corrupción, para un candidato, (pero) se imaginan qué tipo de candidato vamos a tener con dinero, con ese dinero que tienen preparado para estar repartiendo el día primero, ese dinero puede venir del narcotráfico”, alertó.
 
Aseguró que está documentada la forma en que los criminales comenzaron a penetrar en las estructuras gubernamentales, apoyando con recursos a futuros alcaldes, a quienes una vez en el poder les imponían principalmente a jefes de policías, para operar libremente.