Eduardo Pacheco.
Eduardo Pacheco, uno de los organizadores del reciente Foro a Favor de la Vida que se llevó a cabo en el Congreso de Coahuila, señaló que la propuesta que le hacen al Congreso del Estado pretende dejar de sexualizar la educación para evitar pervertir a los menores

Eduardo Pacheco, representante de uno los colectivos cristianos de la ciudad, afirma que es error hablar de sexo a los niños y niñas a temprana edad. Lo ideal es hacerlo hasta que tengan un sustento económico, ya que esta información colocada en los libros de textos de la SEP incita al embarazo y a la masturbación.

Eduardo Pacheco, uno de los organizadores del reciente Foro a Favor de la Vida que se llevó a cabo en el Congreso de Coahuila, señaló que la propuesta que le hacen al Congreso del Estado pretende dejar de sexualizar la educación para evitar pervertir a los menores.

Al preguntarle cuál es la edad ideal para comenzar a educar a las personas en tema sexuales, puntualizó que es hasta los 25 años, cuando las personas ya tengan un trabajo estable y mayor madurez en sus juicios.

“Tú no le puede decir a un niño de ocho o nueve años que puede tocar sus genitales y concederse autoplacer. Es un niño todavía que está jugando con muñecas y con carritos; no les quitemos la inocencia a nuestros niños”, lanzó.

“El día que nosotros le podemos hablar de sexualidad a una persona es cuando tiene una madurez económica y unos 25 años de edad, con el propósito de que ya pueda hacerse cargo de una familia”, agregó.

Además, señaló que cuando se le explica a una niña de 15 años cómo evitar un embarazo, se le está incitando a tener sexo. Comentó, asimismo, que la ideología de género dentro de los libros de texto está sexualizando la educación, junto con los medios de comunicación. 

 

La propuesta ya se encuentra a nivel nacional para incorporar a los padres de familia a revisar los contenidos.

En el mismo tenor hizo el comentario sobre el cuidado de la filosofía que se imparte en las escuelas de no alentar a los jóvenes a realizar acciones como el aborto.

“Hay que tener cuidado qué tipo de filosofía; ahora están con que el derecho de que una mujer mate a su hijo es un derecho humano. Ese en ningún lugar existe”, afirmó. 

Y agregó: “Nosotros buscamos que la mujer no mate a su hijo. Pero sí una mujer mata a otro ser humano debería de pasar un tiempo en la prisión. Deben de ser separados de la sociedad porque son nocivas para la sociedad. Están cometiendo un delito. El aborto es un delito silenciado en Coahuila, por eso es que tenemos que levantar la voz”.

Señaló que el Congreso le hizo la invitación a las asociaciones religiosas que acudieron al lugar a presentar la iniciativa para intervenir en los contenidos de los libros de texto.

Pese a que el foro realizado ayer se realizó para que los diputados escucharan las posturas de diversas organizaciones sobre la despenalización del aborto, fueron pocos los legisladores que asistieron.