Con desgracia que ha aumentado
en sexenio ya podrido
está México querido
todo descarapelado.