Foto: Especial
El realizador mexicano, ganador del Oscar por la película ‘Gravedad’, regresó a la capital para filmar una cinta alejada de los grandes presupuestos

CIUDAD DE MÉXICO.- El ya célebre Alfonso Cuarón dejó de lado las superproducciones, los presupuestos millonarios y el star system hollywoodense para filmar en México una película intimista bajo un esquema de producción cuasi independiente a la que ha bautizado con el nombre de Roma, y cuyo rodaje comenzó esta semana en la colonia Narvarte de la Ciudad de México.

El director de Gravedad, ganadora de siete premios Oscar, gritó “¡Acción!” este lunes en la locación de su octavo largometraje: una casa de dos pisos con fachada en remodelación en cuyos alrededores se vive un ambiente relajado y de bajo perfil, pues la producción no cuenta con ostentosos camiones o costosos cámpers para el talento.

Incluso la producción de Participant Media y del propio Cuarón decidió colocar los servicios de alimentación (catering), vestuario, maquillaje y peinados, en otras casas que se ubican a media o una cuadra de la locación principal, un trayecto que Cuarón prefiere en ocasiones recorrer a pie.

Son pocos los que se percatan de la presencia de la producción y menos aún, los curiosos que se acercan a preguntar qué están filmando, ante lo que reciben respuestas ambigüas o negativas, pues todo el equipo tiene estrictamente prohibido dar detalles de la cinta.

En el terreno actoral, se encuentran los niños Yalitza Aparicio, Daniela Demesa y Marco Graf, así como la actriz Marina de Tavira (Efectos secundarios), quien la tarde del miércoles rodó una secuencia en la que intentaba entrar a su casa sin lograrlo debido a que la puerta se atoraba.

Los requerimientos de la década de los 70, época en la que se sitúa la historia, requirió al equipo de vestuario comandado por Ana Terrazas (Rudo y cursi) para que De Tavira llevara un pantalón azul marino, una blusa con flores rojas, un collar y un portafolio negro.

El gran ausente en la producción, por lo menos hasta este momento, es su amigo y eterno colaborador: el cinefotógrafo Emmanuel Chivo Lubezki, con quien había realizado algunas pruebas de cámara en Los Ángeles, para finalmente decidirse a filmar con la cámara digital Alexa 65 de ARRI.

Foto: Especial

El puesto de director de fotografía está ocupado por el propio Alfonso Cuarón junto con Galo Olivares, algo que podría sorprender a muchos, excepto a los que en realidad conocen de la pasión del cineasta por la cinefotografía.

Y es que el realizador de La princesita, Grandes esperanzas y Niños del hombre ha fotografiado al menos 10 proyectos audiovisuales y en sus rodajes son repetidas las ocasiones en las que decide tomar la cámara para operarla, aunque esta sería la primera ocasión donde el mexicano retrate un largometraje.

Esta película es muy preciada para mí y es la primera en México desde Y tu Mamá también. Estoy muy emocionado de trabajar con el equipo de Participant Media”, expresó hace unas semanas Cuarón en un comunicado que tenía como objetivo anunciar la existencia del proyecto. 

El dato

- La cartelera se compone de largometrajes, cortometrajes y documentales.

- Participan países como Brasil, Francia, España, Estados Uidos, Argentina, Cuba, Dinamarca, Suecia, México, Bélgica, entre otros.

- El cierre del festival será el sábado 11 de julio con la obra teatral “Pelar Papa”, escrita y dirigida por Hugo Robles.