Tragedia. La niña de 12 años fue arrastrada por el río en 2019, cuando cruzaba con su familia. | Foto: Vanguardia
La niña de 12 años fue arrastrada por el río en 2019, cuando cruzaba con su familia

PIEDRAS NEGRAS, COAH.- La osamenta localizada y recuperada en la margen del río Bravo, en el ejido Santo Domingo, en el municipio de Nava, se enviarán al departamento de identificación genética en Saltillo para cotejar si corresponde a una menor reportada como desaparecida el 12 de mayo de 2019, informó el delegado de la Fiscalía General de Justicia, Víctor Gerardo Rodríguez Lozano.

Detalló que con los resultados de los exámenes también se podrá determinar cómo falleció la menor y de ahí partir si existió un delito o falleció por otra causa. “Aunque es un poco difícil debido a cómo se encontraron los restos y el tiempo, pero esperaremos los resultados”, comentó.

LA DESAPARICIÓN EN EL RÍO

El pasado 12 de mayo del 2019 desapareció una niña de 7 años de origen guatemalteco cuando junto con sus padres y otros integrantes, la menor fue arrastrada por la corriente del río Bravo, cuando se transportaban en una balsa inflable. 

Ese mismo día, grupos de rescate de ambos lados de la frontera solo pudieron salvar con vida a cinco, mientras que un adulto; dos menores, uno de 10 meses y otro de 7, del que se presume que la osamenta podría corresponder a menor.