Brown solamente pudo estar presente en un juego esta campaña donde anotó un TD /AP
El receptor puso fin a su etapa como jugador de futbol americano

La novela de Antonio Brown tuvo un final de pesadilla. Luego de que fuera cortado por los Patriots de Nueva Inglaterra, el receptor se hizo a un lado de los emparrillados y decidió terminar su carrera como jugador de futbol americano.

A través de sus redes sociales, Brown emitió un mensaje afirmando que dejaría la NFL. 

"Ya no jugaré en la NFL. Estos dueños pueden cancelar contratos, hacer lo que quieran. Veremos si la NFLPA los responsabiliza. Triste que puedan anular dinero garantizado""Estos dueños pueden cancelar los acuerdos cuando quieren, es triste que no respeten las garantías. Ya veremos si pagan los 40 millones", escribió en su cuenta de Twitter.

El tweet de Brown implica que los Patriots no le pagarán los 9 millones de dólares del bono de su firma, ni el millón de su salario base.

La novela de Brown inició el año pasado cuando salió de los Steelers de Pittsburgh para firmar con los Raiders de Oakland. 

El receptor tuvo la oportunidad de demostrar su talento con los "Malosos", sin embargo hizo todo lo posible para salir del equipo. 

Primero se quemó los pies con unas terapias, luego llegaron los problemas con el casco, la negación de ir a entrenar, así como hacer públicos los documentos de tus multas y la gota que derramó el vaso fue la filtración de una plática con el Head Coach.

En un abrir y cerrar de ojos firmó con Nueva Inglaterra pero antes de que jugara su primer duelo como Patriota, recibió una demanda legal por violación. Eso no le impidió mostrar su talento y anotar un TD con su nuvo equipo sin embargo fue cortado por los problemas que tiene con la ley.  

La carrera de uno de los mejores receptores pasó del cielo al infierno en unos cuantos meses.