Candidatas. El anuncio del Gobierno nacional se dio luego de que el estado Sao Paulo anunciara avances de una posible vacuna local. ESPECIAL
Según Pontes, esa es una de las tres vacunas que se estudian con apoyo de su despacho y ha superado la fase de pruebas con animales

BRASILIA, BRA.- El Gobierno del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, anunció ayer que avanza hacia una vacuna nacional contra la enfermedad COVID-19, después de que el Instituto Butantan de Sao Paulo informó sobre el inminente inicio de las pruebas con otra.

El ministro de Ciencia y Tecnología, Marcos Pontes, informó que un proyecto de vacuna desarrollado por la Universidad de Ribeirao Preto fue presentado a la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa), a fin de que lo analice y autorice el inicio de pruebas clínicas con seres humanos.

Según Pontes, esa es una de las tres vacunas que se estudian con apoyo de su despacho y ha superado la fase de pruebas con animales, por lo que los siguientes pasos serán test con personas, primero en un número reducido, y luego con unos 30 mil voluntarios.

El anuncio nacional fue hecho después de que el Instituto Butantan, que depende del Gobierno regional de Sao Paulo, informó también sobre un pedido presentado a la Anvisa para iniciar pruebas en humanos con otra vacuna desarrollada localmente.

Pontes descartó que exista algún tipo de “competencia” entre el Gobierno federal y la administración de Sao Paulo, cuyo gobernador, Joao Doria, tiene aspiraciones presidenciales y es el mayor opositor de Bolsonaro en el campo ideológico de la derecha.