Especial
Las personas fueron canalizadas a los Hospitales Generales luego de haber llamado a la Línea de la Vida

La Secretaría de Salud de Coahuila ha atendido más de 400 intentos fallidos de suicidio en sus Hospitales Generales, gran parte de ellos canalizados gracias a la atención de 2 mil 200 llamadas a la Línea de la Vida.

Roberto Bernal Gómez, titular de la dependencia, enfatizó que se trabaja en la atención de este problema al mantener en funciones y de manera permanente la Línea de la Vida y capacitar a mil 200 trabajadores del sector para atender este tipo situaciones.

“La mayoría de los pacientes fueron atendidos mediante la línea telefónica 01 800 822 37 37 que los orienta a acudir a estos centros a recibir atenciones inmediatas, tanto médica como psicológica”, mencionó.

“Además de la Línea de la Vida se puede pedir apoyo al número de emergencia 9-1-1 para atender este tipo de casos”, agregó.

“En cada uno de los Hospitales Generales hemos mejorado la atención de las urgencias médicas mediante un sistema de monitoreo estatal que nos facilita detectar a estas personas que han atentado contra su vida”, agregó.

Dijo que se ha establecido una alianza estratégica con el Instituto Nacional de Psiquiatría. “Con su asesoría desarrollamos dos talleres sobre el tema en la entidad y establecimos el Consejo Estatal de Prevención del Suicidio”, agregó.

En este organismo hemos sentado las bases para trabajar con un enfoque multidisciplinario; para ello hemos sumado a asociaciones religiosas, civiles, instancias de salud de los tres niveles de gobierno, municipios, entre otros.

El Centro Estatal de Salud Mental (Cesame) es el encargado de la operación de la Línea de la Vida las 24 horas, todos los días del año, aclaró.

La Secretaría de Salud exhorta a la población a llamar a la Línea de la Vida en caso de detectar alguno de estos síntomas en personas cercanas.

“El suicidio es un acto que debemos de prevenir y detectar a tiempo todos, para ello es necesario apoyar a aquellas personas que se encuentren en estado de depresión”, recomendó Bernal Gómez.

¿Lo sabía?

El suicidio es un problema multifactorial que requiere del apoyo de todos para poder reducir su incidencia, con causas como:

Desintegración familiar.

Consumo de drogas.

Inestabilidad económica de las familias.

Educación.

Inseguridad.

Transtornos mentales.