Archivo
Aarón Huerta Hernández indicó que en el área de quejas han atendido 180 asuntos por inmovilización de cuentas bancarias por parte de autoridades fiscales federales

El encargado del Despacho de la Delegación en Coahuila de la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente (Prodecon), Aarón Huerta Hernández indicó que en el área de quejas han atendido 180 asuntos por inmovilización de cuentas bancarias por parte de autoridades fiscales federales.

Entre las principales autoridades que las inmovilizan son el Servicio de Administración Tributaria y el Infonavit, aunque también reconoció que hay apertura por parte de las autoridades para escuchar las razones por las que se considera que se vulneran los derechos del contribuyente.

Aunque no estableció el monto de esas cuentas inmovilizadas, añadió que las problemáticas se destraban en plazos que van de tres semanas a mes y medio, aunque hay que tomar en cuenta que hay contribuyentes que al momento de acercarse a la Prodecon llevan ya dos o tres años con la cuenta inmovilizada.

Entre los motivos de la inmovilización están que la autoridad tiene en su base de datos créditos pendientes de pago, aunque  a veces no tiene conocimiento de que el contribuyente ya tuvo una sentencia favorable y por ello debe desbloquearla o incluso que se le reintegre al contribuyente los fondos que sustrajo la autoridad.

Pero también hay casos donde la autoridad realizó la inmovilización de cuentas cuando eran créditos que ya estaban prescritos y por ello se extinguieron las facultades de la autoridad para hacer gestiones de cobro y por ende, debe proceder a su desbloqueo.