Especial
Mientras que anteriormente un servicio normal de traslado costaba alrededor de mil 200 pesos, considerando al personal y los insumos e incluso el costo de la gasolina, un servicio COVID-19 alcanzó poco más de los 4 mil pesos

El gasto en un servicio de la Cruz Roja de Saltillo se disparó a poco más del 300 por ciento, pues durante el confinamiento el traslado requería del equipamiento de protección para los paramédicos, insumos, renovación de equipo y sanitización para cada ambulancia.

Mientras que anteriormente un servicio normal de traslado costaba alrededor de mil 200 pesos, considerando al personal y los insumos e incluso el costo de la gasolina, un servicio COVID-19 alcanzó poco más de los 4 mil pesos.

De acuerdo con el delegado de Cruz Roja en Coahuila, Raúl Gerardo Salgado Valdés, se realizaron más de 540 traslados durante el confinamiento, que permitieron salvar vidas y llevar hasta un nosocomio de urgencia a enfermos de COVID-19.

Sin embargo, esto generó decenas de contagios dentro de la institución humanitaria, aunque los casos más lamentables, que llegaron a la muerte, fueron dos decesos del personal médico en Monclova: una médico y una enfermera técnica en urgencias médicas.

“Son pérdidas lamentables, voluntarias que entregaron sus vidas para salvar las de otros, por eso esta colecta es la más importante”, comentó el delgado, quien apeló a la voluntad de los saltillenses, así como a los habitantes de Ramos y Arteaga para que puedan hacer aportaciones voluntarias.

Cabe mencionar que la sede nacional nos ha permitido, detalló, que cada delegación tropicalize su colecta para que se inicie dependiendo las condiciones de cada delegación ante la pandemia.

COSTO DE LAS PRUEBAS

Por su parte, Fernando Canepa, gerente de la Cruz Roja en Saltillo, señaló que actualmente se realizan alrededor de 30 pruebas de COVID-19 cada día, mientras que al inicio del año se registraron al menos 60 pruebas diarias.

“Dichas pruebas de antígeno otorgan una constancia de salud, que es de las más solicitadas para mostrar en un viaje o empleo, pues está impresa en idioma español e inglés; las pruebas de antígeno tienen un costo de 600 pesos, mientras que las pruebas de anticuerpos están en 550 pesos.