Situación. El menor ya fue dado de alta del Hospital del Niño y fue entregado a su madre; aún tendrá que acudir a revisiones especiales./ ARCHIVO
El infante ingresó en la sala de urgencias del Hospital del Niño, presentando un trauma con hematoma inferior derecho de la cabeza

Luego de los hechos violentos del fin de semana, donde un menor de solo 10 meses de edad fue a parar a un hospital con una lesión en la cabeza, las autoridades informaron que irán con todo contra el responsable, quien podría enfrentar diversos delitos.

Pedro Alejandro N, señalado por su esposa, Verónica N, como el causante de los golpes que presentaba el bebé Gabriel Alejandro N, enfrentará un proceso ante la Procuraduría de los Niños, las Niñas y la Familia (Pronnif) no sólo por las lesiones, sino también por vulnerar los derechos universales del niño.

Fue el pasado 14 de octubre cuando el infante ingresó en la sala de urgencias del Hospital del Niño, presentando un trauma con hematoma inferior derecho de la cabeza, causado con un objeto contuso, por lo que agentes investigadores acudieron a tomar conocimiento.

Verónica fue citada por la dependencia para recibir la asesoría pertinente, para presentar la denuncia formal en contra de Pedro, con quien tiene dos hijos actualmente, además de un tercer hijo qué procreó con otra pareja, por lo que se inició el procedimiento para la guarda custodia y el reconocimiento de paternidad.

Pedro no sólo causó un trauma cráneo encefálico al menor, sino que vulneró su derecho a vivir en un ambiente sano y libre de violencia, delitos que lo podrían llevar a ser duramente sancionado hasta con pasar años en prisión.

La Pronnif llevará a cabo reuniones con Verónica y con sus hijos, para apoyo psicológico.