Roberto Castro, jefe de la Preventiva.
Castro Sifuentes informó la semana anterior la creación de un grupo especial antipandillas, el cual cuenta con unidades y herramientas especiales

Luego de los hechos en los que elementos de la Policía Municipal de Saltillo presuntamente fueron recibidos con disparos al atender un reporte en la colonia Satélite, el director de la corporación, Roberto Castro Sifuentes, señaló que se realizan las indagatorias y hay dos personas detenidas las cuales fueron consignadas al Ministerio Público.  

“Hubo un reporte de detonaciones, lo que les puedo confirmar es que efectivamente los compañeros fueron agredidos por un grupo de personas que se encontraban ingiriendo bebidas alcohólicas en la vía pública”, explicó el funcionario, con relación a lo sucedido el fin de semana.

Una de las primeras versiones que surgieron es que sujetos habían retenido a un automóvil de Uber en ese sector y Castro Sifuentes aseveró que el reporte original fue la detención de un vehículo, aunque no pudieron determinar si forma parte de esa plataforma.

El director de la Policía comentó que los oficiales al recibir la agresión y verse superados en el número de personas, solicitaron apoyo de las corporaciones con la activación del código rojo, toda vez que fueron agredidos de la mencionada manera

Roberto Castro comentó que derivado de ese tipo de acontecimientos y dados los reportes que se hacen al sistema de emergencias, la corporación policiaca habrá de modificar sus protocolos de respuesta con el fin de disminuir los riesgos para los oficiales.

“A este grado, como lo vimos la semana pasada, no es común que se den ese tipo de situaciones. Tenemos comúnmente reportes de que los elementos son agredidos con objetos contundentes, pero no con armas de fuego”, aseveró el director de la corporación. 

Castro Sifuentes informó la semana anterior la creación de un grupo especial antipandillas, el cual cuenta con unidades y herramientas especiales, no obstante señaló que al hablar de disparos es una situación que debe atenderse de forma distinta.