El Raymond James Stadium solo podrá albergar a 22 mil aficionados de los 75 mil que podrían ingresar a un evento de esta magnitud. ESPECIAL
La demanda se ha disparado, luego de conocerse que los Bucaneros de Tama Bay estarán jugando en su casa, siendo el primer equipo que tiene esta oportunidad

Los boletos para poder asistir al Super Bowl, del próximo 7 de febrero, se ubican en precios históricos, luego de que en sitios de reventa de entradas se cotizan hasta en 9.6 millones de pesos.

En una revisión hecha por VANGUARDIA al portal Stubhub, se puede ver que los precios de los boletos en reventa van desde los 167 mil a los 9 millones 683 mil pesos.

Estos precios se han ido por las nubes ante las pocas entradas que estarán disponibles.

El Raymond James Stadium solo podrá albergar a 22 mil aficionados de los 75 mil que podrían ingresar a un evento de esta magnitud, debido a las disposiciones sanitarias establecidas por las autoridades.

De los 22 mil espacios disponibles, 7 mil 500 serán exclusivamente para personal de salud.

Los otros 14 mil 500 estarán a la venta al público. La demanda se ha disparado, luego de conocerse que los Bucaneros de Tama Bay estarán jugando en su casa, siendo el primer equipo que tiene esta oportunidad.

De acuerdo con ActionNetwork, los precios por los boletos del Super Bowl LV van desde los 9 mil 540 dólares hasta los 24 mil 750 dólares. El valor de estos boletos subió en cuestión de horas el fin de semana tras el triunfo de los Bucaneers. El precio original estaba en 2 mil dólares.