Aventura. Braulio se ha convertido en un atractivo más del Museo del Desierto. ARCHIVO/CORTESÍA
En poco tiempo, la mascota se ha convertido en el personaje más popular en el mundo virtual del Museo del Desierto

Braulio es un tiranosaurio Rex que nació hace casi un año como mascota del Museo del Desierto y se convirtió en el personaje más querido y popular de las redes sociales del Mude durante la pandemia. Sus videos son seguidos y comentados por gente de México, Latinoamérica, Estados Unidos y otros países.

El 23 de marzo de 2020 se publicó el primer video de Braulio: quería entrar al museo, pero estaba cerrado porque el día 18 de ese mes el Gobierno de Coahuila declaró la emergencia sanitaria por COVID-19, el cierre de espacios culturales y suspensión de eventos masivos de todo tipo.

A partir de ahí, las redes sociales se convirtieron en la principal plataforma de difusión del Museo del Desierto, y, claro, el carismático dinosaurio protagonizó aventuras en videos de dos a tres minutos, acompañado con los especialistas de diversas áreas del Mude.

“Teníamos una presencia bastante buena y activa antes de la pandemia, pero cuando se complica toda la situación, la única manera que teníamos en contacto con nuestro público fue a través de redes sociales”, explicó Juan Carlos Mantilla, responsable de Comunicación del Museo.

Simpatía. La fama de Braulio ha llegado incluso hasta Argentina, a través de las redes sociales.

“Doblamos los contenidos que subíamos a redes sociales. Dentro de la contingencia vimos la oportunidad de meter al personaje de Braulio. Todo fue muy rápido, algo que hicimos como muy improvisado, a botepronto, porque teníamos la urgencia de sacar contenidos”, agregó.

También hubo planeación, pues desde diciembre el personal del museo veía cómo avanzaba la pandemia en el mundo y sabía que en algún momento el Mude cerraría sus puertas, como ocurrió en 2009 con la influenza. La sorpresa fue que duró cerrado casi tres meses.

En una de esas juntas, Braulio fue bautizado en alrededor de 10 minutos, y a los pocos días hizo su aparición en público una vez por semana en las cuentas de Facebook, Instagram, Twitter, YouTube y TikTok del Museo del Desierto.

El resultado sorprendió a todos los involucrados en el proyecto: “Nos han contactado de muchos países: Estados Unidos, España, Bolivia, Argentina, mandan mensajes y piden saludos porque alguien es fan de Braulio”, comentó Juan Carlos Mantilla.

Además cada día las páginas del Mude reciben mensajes preguntando si Braulio estará en el museo para que los chicos y chicas y los no tan jóvenes se tomen fotografías. La respuesta es sí: Braulio hace recorridos los fines de semana por los pabellones a partir de las 12:00 horas.

Cuando la pandemia pase, Braulio seguirá en el Museo del Desierto, pues la intención es mezclar contenidos entretenidos y educativos, interactuando con personas de Fauna, Paleontología, Cactáceas y todas las áreas del Mude.