Foto: Especial
Los hechos ocurrieron en el contexto de las celebraciones del jueves por la noche de Lag Ba'omer en Monte Meron, al norte del país, a la que asistieron unas cien mil personas, de acuerdo con la versión digital de The Jerusalen Post

Al menos 44 personas murieron y 103 resultaron heridas a causa de una estampida durante una peregrinación religiosa en Israel.

Los hechos ocurrieron en el contexto de las celebraciones del jueves por la noche de Lag Ba'omer en Monte Meron, al norte del país, a la que asistieron unas cien mil personas, de acuerdo con la versión digital de The Jerusalen Post.

Otras decenas personas se encontraban en estado crítico, con decenas de ambulancias y seis helicópteros llamados al lugar para desalojar a los heridos, informó Magen David Adom, servicio nacional de emergencia de Israel.

En el lugar se instaló un hospital de campaña mientras la policía y el ejército trabajaron para desalojar a los heridos y despejar a la multitud del lugar.

Foto: Especial

El servicio telefónico en el lugar se colapsó cuando miles de personas intentaron comunicarse con sus familiares y los servicios de emergencia.

La policía de Israel abrió una investigación sobre el incidente.

Cientos de fieles se negaron a abandonar el sitio y se enfrentaron con la policía en un intento de ingresar a la tumba del rabino Shimon Bar Yochai después del incidente, reportaron medios locales.

El director ejecutivo de United Hatzalah, Eli Pollack, dijo a The Jerusalem Post que el incidente ocurrió cuando grandes multitudes de personas entraron en un complejo cerrado, lo que provocó que decenas de personas fueran aplastadas contra las vallas.

Si bien desde entonces todas las personas heridas han sido desalojadas del lugar, muchas personas que requieren ayuda psicológica, incluidos voluntarios médicos, todavía están en el lugar y están recibiendo ayuda.

Pollack agregó que la gente había llegado a las celebraciones con emoción de que finalmente pudieran conmemorar la festividad como solían hacerlo, después de un año de seguir las medidas sanitarias por el brote de coronavirus. Subrayó cómo la gran alegría se rompió repentinamente por el desastre.

"Desafortunadamente, encontramos niños pequeños pisoteados allí. Logramos salvar a algunos de ellos", dijo Eli Beer, fundador de United Hatzalad. "Necesitamos despertar, estoy impactado por la cantidad de gente que fue dejada entrar".

En un principio, los medios israelíes habían reportado que unas gradas se derrumbaron, pero el servicio de rescate aclaró que los lesionados fueron únicamente durante la estampida.

El primer ministro Benjamin Netanyahu dijo que se trató de un “gran desastre” y rezó por las víctimas.

Foto: Especial

La peregrinación celebra la festividad judía de Lag Ba'omer, se realiza en Meron, en torno a la tumba de Rabí Shimon Bar Yojai, un talmudista del siglo II al que se atribuye la redacción del Zohar, una obra central de la mística judía.

Lag Ba'omer es una festividad que conmemora el final de una epidemia devastadora entre los alumnos de una escuela talmúdica en aquella época.


Originalmente se autorizó una afluencia de 10 mil personas, pero reportes de prensa reportaron la llegada de decenas de miles más.