Retos. Tras regresar a actividades tienen aforo escaso de personas. Especial
Estimaciones del gobierno de la Ciudad de México indican que sólo en la capital la reapertura de los establecimientos ayudó a recuperar 30 mil trabajos formales

CDMX.- En medio de la peor crisis económica de los últimos 100 años, los centros comerciales siguen vivos, pero con respirador artificial, pues aunque regresaron a la actividad este mes, lo hicieron con restricciones. A ello se suma el cierre de grandes empresas, como algunos cines, uno de los lugares de atracción de personas a esas plazas, más miles de pequeños locales con las cortinas abajo y letreros de se renta de comercios que no resistieron la falta de ingresos por el confinamiento social.

A lo anterior, de acuerdo con especialistas, se agregan las dificultades que están atravesando las empresas que regresaron a la actividad, ya que enfrentan retos importantes, como falta de liquidez para pagar renta y nómina, en un contexto en el que el aforo de personas es escaso, ya sea por el temor al contagio de COVID-19 o por la falta de recursos económicos.

De acuerdo con datos CBRE, consultora especializada en servicios inmobiliarios, en México existen alrededor de 780 centros comerciales, que representan aproximadamente 25 millones de metros cuadrados, lo que convierte al país como la nación de América Latina con más establecimientos de ese tipo.

Sin bien no hay un dato concreto sobre cuántos empleos se generan en las plazas que operan en el país, para dar una idea de su importancia en la vida laboral de los mexicanos, estimaciones del gobierno de la Ciudad de México indican que sólo en la capital la reapertura de los establecimientos ayudó a recuperar 30 mil trabajos formales. (Con información de La Jornada)