Vencen. Morelia no tuvo que esforzarse en vencer al Guadalajara. / EFE
La táctica que quiso implementar en el primer tiempo Tomás Boy fue superada fácilmente

MORELIA, MICH.- Morelia no hizo mucho para ganar por 1-0 a las Chivas, salvar un poco su terrible temporada en el aniversario 30 del estadio Morelos y enterrar aún más la leyenda del Guadalajara.

La táctica que quiso implementar en el primer tiempo Tomás Boy, jugando un 4-3-3, fue superada fácilmente por un Javier Torrente al hacer el dos contra uno en las bandas. De ahí nació el gol de Edison Flores (31’) a centro de Cándido Ramírez, sí, Cándido, aquel a quien Juan Carlos Osorio quiso revivir. Después de ese tanto Boy se dedicó a acomodar a su equipo y a lamentarse por la falla de Jesús Molina, que estuvo a punto de igualar.

Para la segunda parte, la estrategia se cambió por actitud. Guadalajara salió a jugarse el resto y fue ahí cuando el portero de Morelia, Ángel Malagón, se convirtió en el salvador de los michoacanos.

A tiro de la “Chofis”, hizo espectacular parada. A cabezazo de Marín aguantó firme y cuando se pasó en una salida, el fuera de lugar lo ayudó.

Al final Chivas no cambió. Al “Jefe”, aunque le quedan tres partidos, ha fallado.

Con información de agencias