Charla. Una serie de conferencias de ofreció en la UAAAN, con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente. / Omar Saucedo
Urge concientizar y educar a la comunidad para frenar y evitar que se afecte al medio ambiente y atente contra el propio ser humano y la naturaleza

El hombre es uno de los principales depredadores del medio ambiente de Coahuila y del mundo, porque a través de la investigación ha logrado crear nuevas tecnologías industriales que generan productos que demanda la población, pero que atenta contra su propia supervivencia, por lo que urge concientizar y educar a la comunidad para frenar y evitar que se afecte al medio ambiente y atente contra el propio ser humano y la naturaleza, demandó la MC Sofía Comparan Sánchez. 

Lo anterior fue expuesto por Comparan Sánchez al sustentar la conferencia sobre Educación ambiental y el desarrolllo sustentable de México, dirigida a profesores y estudiantes de la UAAAN al conmemorarse ayer el Día Mundial del Medo Ambiente. 

 

La expositora fue más directa al citar como ejemplo, que para no ir muy lejos, en la Sierra de Zapalinamé de Saltillo se continúa la tala de árboles, flora y fauna para ganar terreno y construir unidades habitacionales, pero atentando contra el medio ambiente del sureste de la capital del Estado.

Comparan Sánchez recordó que desde 1970 y en 1990, la Organización de las Naciones Unidas así como la Unesco lamentaron que el medio ambiente en el mundo se continúa deteriorando en perjuicio del ser humano, bosques, flora y fauna, por lo que se analizó y dictaminó concientizar y educar a la población, para frenar el problema citado.

 

Pero en primer término, apuntó, se tiene que concientizar a la población sobre la importancia que tiene el conservar el medio ambiente, flora y fauna en beneficio de las personas, así como educarlas sobre el cuidado de las mismas, programas y acciones que no han dado los resultados que se esperaban.

“Esto no se ha logrado porque el hombre avanzó en sus investigaciones, técnicas y científicas para elaborar productos de uso y consumo que prácticamente invadieron el mercado, porque proporcionan algunas de las comunidades a la población y un supuesto mejor sistema de vida, o sea que la mercadotecnia nos invadió”, lamentó.

 

Además —agregó—: “El poder económico continúa talando los bosques de los diversos lugares, porque desean disponer de mayores extensiones de tierra para instalar nuevas empresas y construir unidades habitaciones que se requieren para el supuesto desarrollo económico y social.

“Por lo que urge que autoridades y la población tomemos cartas en el asunto, y a través de una concientización y educación frenemos la contaminación del medio ambiente, en beneficio de la comunidad en general”, demandó.