Archivo
La empresa afirmó que todos sus procesos están protegidos contra fenómenos naturales y sus efectos

La empresa Ecolimpio Servicios Ambientales, dueña del Confinamiento de Residuos Tóxicos en el ejido Noria de la Sabina, del municipio de General Cepeda, aseguró que no existe ninguna posibilidad de que, por causa de las lluvias, se registre un derrame y haya riesgo de contaminar los mantos acuíferos.

Mediante un comunicado de prensa, la empresa afirmó que todos sus procesos están protegidos contra fenómenos naturales y sus efectos.

 

“Desde el diseño y la construcción de nuestra planta se tomaron en cuenta las diversas condiciones climatológicas que distinguen a esa región durante el año y basado en esos escenarios fue que se tomaron todas las medidas necesarias para evitar que sus efectos interfirieran con nuestros procesos productivos”, dice la empresa en el comunicado.