Cifra casi cinco veces superior a lo aprobado, señalan.ESPECIAL
El costo financiero de la deuda de Pemex entre enero y octubre de este año fue superior al gasto ejercido para la operación de la empresa productiva del Estado

CDMX.- Petróleos Mexicanos (Pemex) contrató deuda neta por un monto casi cinco veces superior al aprobado para este año por el Congreso para la empresa productiva del Estado, revelan informes de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

De acuerdo con el Informe de Finanzas Públicas y Deuda Pública, de octubre de 2020, el endeudamiento neto de Pemex en los 10 meses de referencia se ubicó en 176 mil 648 millones de pesos (mdp), cantidad 141 mil 773 mdp por encima de los 34 mil 875 millones aprobados para la paraestatal en la Ley de Ingresos de la Federación de 2020.

Del monto total de endeudamiento neto entre enero y octubre de este año, alrededor de 65%, es decir, 115 mil 418 mdp se destinaron para pagar los intereses, comisiones y otros gastos de la deuda de la petrolera, precisan los informes oficiales.

El costo financiero de la deuda de Pemex entre enero y octubre de este año fue superior al gasto ejercido para la operación de la empresa productiva del Estado que fue de 104 mil 193 millones de pesos.

Los informes detallan que para el servicio de la deuda interna se destinaron al pago de intereses 12 mil 675 mdpy para el pago de intereses de la deuda externa se canalizaron 102 mil 742 mdp.

Del total de endeudamiento inicialmente aprobado por el Congreso, 28.7% correspondía a débito que se contrataría en el mercado interno y 71.3% en el mercado externo. Esta estructura contrasta con la aprobada en 2019, cuando se autorizaron 3.9% y 96.1% respectivamente.

El endeudamiento neto de Petróleos Mexicanos ha sido el tercero más alto desde 2010, sólamente superado por el registrado en los ejercicios de 2014 y 2016, cuando ascendió a 221 mil 681 millones y 220 mil 203 mdp, respectivamente.

Pese a los elevados niveles de endeudamiento registrados entre 2014 y 2016, el manejo del endeudamiento de Pemex en los siguientes años permitió que redujera el saldo de su deuda, en términos del producto interno bruto (PIB), en 1.8 puntos porcentuales.