El alcalde Manolo Jiménez informó que el Municipio apoyará la causa

A través de donaciones de ciudadanos, Conserva San Lorenzo Asociación Civil, buscará adquirir predios que están dentro de este cañón localizado al sureste de Saltillo, en la Sierra de Zapalinamé, para convertirlo en un santuario, un enorme salón para concientizar a la población y como un área de contacto con la naturaleza.

La iniciativa totalmente ciudadana fue lanzada ayer por parte del presidente de Conserva San Lorenzo AC, Alejandro Arizpe Narro, así como un equipo que incluye a organizaciones como Profauna, Red Sumarse, Fondo Mundial para la Naturaleza, así como apoyos del Gobierno Estatal y el Ayuntamiento de Saltillo.

 

El Cañón de San Lorenzo, explicó Emanuel Garza, está dentro del área natural protegida de Zapalinamé, tiene una extensión de 2 mil 500 hectáreas y en este sitio habitan mil 933 especies de flora y fauna, está a 15 minutos del área urbana y aporta el 40 por ciento de la recarga de los mantos acuíferos de donde se extrae el agua que consume la ciudad.

Se hizo un llamado a participar en la campaña de donación “Respira”, la cual empezará a coordinarse con empresas y organizaciones durante noviembre y diciembre de este 2019, para comenzar en febrero y marzo con las aportaciones y cerrar el 22 de abril en el Día de la Tierra con un gran evento en el cañón.