La Agencia de Control y Prevención de Enfermedades de Corea del Sur dió a conocer que hoy se registraron 313 nuevos casos, elevando el total desde el inicio de la pandemia a 29,311, con 496 decesos. Esta es la primera vez que el conteo diario supera la barrera de los 300 pacientes enfermos del nuevo coronavirus desde finales de agosto.

Corea del Sur registró su mayor incremento diario de casos de coronavirus en casi tres meses mientras se prepara para endurecer las medidas de distanciamiento social en el área metropolitana de Seúl.

La Agencia de Control y Prevención de Enfermedades reportó 313 nuevos casos hoy, elevando el total nacional desde el inicio de la pandemia a 29,311, con 496 decesos. Es la primera vez que el conteo diario supera la barrera de los 300 pacientes desde finales de agosto.

Corea del Sur está tratando de contener el repunte de los contagios desde el alivio de las restricciones el mes pasado. Los nuevos casos están ligados a hospitales, centros de mayores, iglesias, escuelas, oficinas y reuniones familiares.

Las autoridades sanitarias locales anunciaron el martes que a partir del jueves se endurecerán las restricciones en la zona metropolitana de Seúl, con una elevada densidad de población, y en algunas zonas de la provincia oriental de Gangwon, las más afectadas por la segunda ola.

En medio de un aumento generalizado de casos de coronavirus en todo Japón, el gobierno metropolitano de Tokio confirmó el miércoles 493 nuevas infecciones, el peor dato desde las 472 registradas el 1 agosto, en el apogeo de la primera ola de la pandemia.

El nuevo récord coincidió con el final de la visita del presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, al país para discutir con las autoridades olímpicas locales cómo celebrar unos JJOO seguros tras su demora al próximo julio por la pandemia.

En las últimas semanas, el país ha registrado un aumento constante en los contagios de COVID-19 que ha llevado a los expertos a pedir que se refuercen las medidas de prevención. En total, Japón tiene 120,815 casos confirmados, con 1,913 muertes, según el Ministerio de Salud.

Aunque las nuevas infecciones diarias se mantienen estables en el conjunto del país, la temporada de festivales religiosos sigue causando problemas en la capital de India, Nueva Delhi, que el miércoles reportó 6,396 casos en las últimas 24 horas.

Las dos próximas semanas, posteriores a la celebración del Diwali, serán importantes para determinar el rumbo que tomará la pandemia en la ciudad, señaló el secretario de Salud, Rajesh Bhushan. El primer ministro de Delhi, Arvind Kejriwal, dijo que ha solicitado permiso al gobierno federal para cerrar durante algunos días varios mercados que se han convertido en importantes focos de contagio durante las festividades.

Desde hace 11 días, el recuento nacional de nuevos contagios no supera los 50,000. India ha confirmado más de 8.9 millones de casos que lo colocan como segundo país más afectado del mundo por detrás de Estados Unidos, y 130,993 muertes.

El estado de Australia Sur, donde se encuentra la ciudad de Adelaida, comenzará a medianoche del miércoles una cuarentena de seis días. Las escuelas y universidades, así como los bares y cafés, permanecerán cerrados, y solo una persona de cada hogar podrá salir de casa al día por una causa justificada. Las autoridades anunciaron la medida hoy, luego de que los contagios ligados a un foco subieron a 22.