Manifestaciones. En Washington y Nueva York fueron las marchas con mayor afluencia en EU, incluso congregando a estrellas; en Europa y México también hubo movilizaciones.
En 2do día de mandato, siguen marchas en todo el mundo; México anuncia visita presidencial a Casa Blanca para fines de mes

En el segundo día de mandato de Donald Trump como Presidente de EU, las multitudinarias manifestaciones continuaron en todo el mundo, principalmente en Washington, a la par el Mandatario volvió a tronar en contra de los medios de comunicación al acusarlos de mentir; en esa coyuntura, Enrique Peña Nieto acordó sostener una reunión con Trump para el próximo 31 de enero.     

El diario español El País narró así las manifestaciones en EU. América está dividida, pero no dormida. En el primer día de mandato de Donald Trump, las calles de Washington se llenaron como pocas veces de todo aquello que el nuevo Presidente ha apartado a manotazos de su camino. La Marcha de las Mujeres, una manifestación en principio dirigida contra el machismo ideológico del magnate, estuvo por encima del objetivo inicial. 

Bajo un cielo encapotado, en una ciudad abrumada, se vivió un estallido valiente y civil. Una ola pacífica que le recordó al Presidente que habrá ganado las elecciones, pero aún no el respeto de su pueblo.

Washington ha asistido sin saberlo a una revolución. La esperanza o quizá el sueño de que no todo se ha perdido le dan aliento. En juego están los derechos de las mujeres, pero también de los inmigrantes, de las minorías.

Quizá por eso emergió este sábado aquello que nunca aflora en los discursos de Trump: la pluralidad. Hubo hombres que se manifestaban por las mujeres, blancos por los negros; antiguos combatientes que rechazaban el rearme, empresarios que no renunciaban a la solidaridad; estadounidenses que defendían a mexicanos. 

Trump no es Estados Unidos. Representa sólo una parte. Eso quedó claro en la marcha. Mientras el republicano asistía a un oficio religioso en la catedral de Washington, afuera dio comienzo una tormenta que difícilmente amainará si el presidente persiste en sus amenazas. Donald ha dividido a su propia nación.

Con Trump nada es previsible. Pero hay quien va a dar la batalla. Él tiene un nuevo adversario.

Acuerdan reunión EPN-Trump

El presidente Enrique Peña Nieto conversó por teléfono ayer en la mañana con Trump, acordando sostener una reunión a finales de este mes, en donde se dialogará sobre comercio, migración y seguridad.