Argumento. Dueños de bares y restaurantes piden que la propuesta se base en estadísticas que avalen que ello reducirá el consumo.
Empresarios piden primero hacer cumplir las leyes que ya existen, pues aseguran no se aplican correctamente

Luego de que el titular de la Comisión Nacional de Adicciones (Conadic), Gady Zabicky Sirot, planteara que sean los 21 años la edad mínima para consumir alcohol y tabaco en el País, representantes de negocios locales indicaron que primero se debe hacer cumplir las reglas y que no haya menores de 18 años consumidores, pero también que ante cualquier modificación existan estadísticas que la avale para que no sean ocurrencias.

El expresidente de Canirac Saltillo, Mario Mata Quintero, reconoció que prevenir las adicciones siempre es bueno, pero antes de preocuparse por aumentar la edad, primero hay que hacer cumplir y fortalecer las leyes.

Como ejemplo citó que se cumpla las reglas y que los menores de 18 años no consuman alcohol y no fumen, toda vez que consideró que esto no se ha logrado al 100%, por ello de nada serviría aumentar subir la edad.

“Ahorita lo primero es cumplir con lo que existe, las reglas están muy claras, pero no se castiga, ni se exige correctamente”, aseguró.

El expresidente de la Canirac Saltillo añadió que ahora los restaurantes y bares son mucho más responsables que antes, pero el problema principal es el consumo en las casas y la compra de alcohol desde cualquier tienda de convivencia, así como la forma de conseguir las bebidas alcohólicas y cigarros en sus casas, con vecinos o parientes.

Por su parte, Sergio Castillo Lara, propietario de un bar local, comentó que si es una propuesta que se desprenda de estadísticas y evidencias que revelen que puede inhibir las adicciones habría que valorarla para que se pueda realizar una política pública a partir de esta idea.

“Si es una ocurrencia, definitivamente está equivocada, hemos estado viendo que muchas de las tomas de decisiones, de las estrategias están fundamentadas en ocurrencias y no en evidencia que proporcionan las instancias que estudian esto”, indicó.

Agregó que el parámetro de mayoría de edad en México es de 18 años y es para todo, incluso para ejercer el derecho al voto y los derechos civiles; por lo que consideró que al no permitirle el consumo de alcohol, una persona de 20 años pude ampararse inhabilitarle ciertos derechos.