Duelo. Amigos y familiares despiden el cuerpo de Cándido Ríos, corresponsal asesinado de Diario de Acayucan. / Archivo
Afirma que asesinato está ligado a una persona con la que se encontraba

VERACRUZ.- Roberto Rafael Campa Cifrián, titular de la Subsecretaría de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, negó que el asesinato del corresponsal de El Diario de Acayucan, Cándido Ríos, esté vinculado a su actividad periodística.

Entrevistado previo a su reunión con familiares de desaparecidos en la Fiscalía General del Estado (FGE), señaló que el homicidio está presuntamente ligado con una persona con la que estaba en el momento del ataque.

Cabe destacar que el periodista se encontraba con el ex inspector de la Policía y ex candidato a síndico de Acayucan por la alianza PRI-PVEM, Víctor Acrelio Antonio Alegría, y su escolta, y que en recientes fechas uno de sus familiares fue asesinado esa misma zona.

No obstante, dijo que se debe esperar a que concluyan las investigaciones para conocer el móvil de este asesinato, ya que el periodista estaba incluido en el Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas de la PGR.

Añadió que la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) inició una carpeta de investigación sobre este tema y rechazó que este asesinato sea un fracaso del mecanismo.

Y es que desde 2001 el periodista denunció al alcalde de Hueyapan de Ocampo, Gaspar Gómez Jiménez por amenazas en su contra; sin embargo, señaló que su muerte está relacionada a otros factores.

Agregó que hace unos meses se hizo una revisión a la protección del periodista y se comprobó que tenía un sistema con 6 cámaras, chapas de seguridad y un botón de asistencia o de pánico.

“A reserva de esperar a que tengamos la confirmación de la información en las investigaciones el evento de ayer tiene que ver con otro riesgo y otra situación, así como otros personas que fueron atacadas”.