Administrador Fiscal General del Estado,Roberto José Díaz García. Foto: Especial
El funcionario estatal aseveró que a quienes han regresado por su decisión las láminas no se les ha sancionado, aunque los doctores involucrados sí serán sancionados o ya fueron sancionados

 

Unos 600 juegos de placas para discapacitados que habían sido entregadas a quienes no las requerían realmente, han sido devueltos por los ciudadanos, mientras que los médicos que expidieron los certificados de presunta incapacidad fueron sancionados, informó Roberto José Díaz García.

Como se informó en su oportunidad, ante un inusitado crecimiento en el número de placas especiales, las autoridades iniciaron una investigación y detectaron que muchas de ellas eran tramitadas con certificados médicos expedidos por algunos doctores a quienes no tenían ningún problema de salud.

Incluso, añadió el Administrador Fiscal General del Estado que en otros casos las láminas eran tramitadas con papelería de personas ya fallecidas, por lo que en ese caso están coordinándose con el Registro Civil para revisar más posibles situaciones similares.

“Nos han regresado en forma voluntaria 600 juegos de placas, de la gente que realmente las habían sacado y no era sujetos a que tuvieran ese beneficio”, destacó.

 

El funcionario estatal aseveró que a quienes han regresado por su decisión a láminas no se les ha sancionado, aunque los doctores involucrados sí serán sancionados o ya fueron sancionados.

Señaló desconocer cuántos médicos están en este caso, pues las sanciones se efectuaron por medio de la Secretaría de Fiscalización y Rendición de Cuentas.

“Doctores que por alguna razón o por facilidad o por trabajo o por desidia expidieron algún certificado y sí fueron sancionados por parte de la Secretaría (de Fiscalización y Rendición de Cuentas)”, expresó.

Díaz García manifestó que hubo muchos casos en los que familiares de personas fallecidas que en vida tenían el beneficio de placas especiales, siguieron tramitándolas para continuar indebidamente con las mismas.

Añadió que es necesario que los médicos se cercioren de que realmente la persona que hace el trámite necesite las placas especiales.