El próximo jueves es 14 de febrero, Día del Amor y la Amistad, y para la ocasión haremos un recuento de las telenovelas que representaron a parejas de enamorados de orientación sexual alternativa.

Esto por las parejas de “Aristemo” o “Juliantina” de las telenovelas del horario estelar de Televisa “Mi marido tiene más familia” o “Amar a muerte” que han sido objeto de debates incluso entre políticos sobre la “normalidad” de presentar el amor entre dos hombres adolescentes o dos mujeres jóvenes, no sabemos si por estar inmersas en el contexto de la llamada “Cuarta Transformación” que tanto pregona el nuevo gobierno federal pero la verdad es que de cuando menos tres décadas atrás han estado presentes en los melodramas seriados nacionales aunque muchos de ellos no hayan sido tan explícitos o abiertos como ahora:

”MI SEGUNDA MADRE” (1989)

En esta telenovela que curiosamente produjo también Juan Osorio, el actual responsable del éxito de la pareja de “Aristemo” (que conforma inclusive su hijo en la vida real Emilio Osorio, quien interpreta a Aristóteles) quien hace 30 años nos presentó una pareja gay, aunque clandestina, que formaba el villano de la historia, Fernando Ciangherotti, con el hoy “Diamante Negro” Roberto Palazuelos, quien con el paso de los años ha manifestado su homofobia tanto en declaraciones como participando en películas como “Pink”, del saltillense Francisco del Toro.

”LA VIDA EN EL ESPEJO” (1999)

Tuvieron que pasar diez años más para que a finales del siglo XX fuera TV Azteca en asociación con Argos quienes se atrevieron a mostrar con mayor apertura la relación del hijo primogénito de una familia de clase media alta interpretado por José María Yazpik con el hombre que amaba y enfrentar desde la aceptación de sus padres (Gonzalo Vega y Rebecca Jones) hasta la de sus amistades y comunidad social de la época.

”LOS EXITOSOS PÉREZ” (2009)

Teniendo como pareja protagónica 30 años después de su exitosa mancuerna en el clásico del género “Los Ricos También Lloran”, de 1979, Verónica Castro y Rogelio Guerra tuvieron los primeros créditos de esta telenovela que no les dejó del todo satisfechos porque el conflicto central lo tenían Jaime Camil haciendo un doble papel de un hombre heterosexual con un gemelo homosexual lo que propiciaba una serie de enredos del primero con su pareja femenina (Ludwika Paleta) y el segundo con la masculina (José Ron), este último interpretando tan bien su papel de homosexual que incluso se ganó su respectivo premio TVyNovelas y el respeto del público que ahora lo sigue como “Ringo”.

Comentarios a: sopeoperas@yahoo.com