Chris Nikic
El joven de 21 años pudo terminar la prueba en un tiempo de 16 horas, 46 minutos y 9 segundos

Para Chris Nikic no hay imposibles. Tiene 21 años y Síndrome de Down, pero es no le impidió completar el Ironman en Florida.

Nikic se convirtió en el primer triatleta con Síndrome de Down en terminar un Ironman, completando un recorrido de 3.8 kilómetros de nado, 180 kilómetros en bicicleta y el maratón.

El atleta finalizó esta prueba en un tiempo de 16 horas, 46 minutos y 9 segundos. 

"Tener Síndrome de Down significa que tengo que trabajar más duro que todos los demás. He aprendido a trabajar más duro en la vida, y eso me ha ayudado a estar listo para el Ironman", declaró Nikic previo a la competición. 

El camino no ha sido sencillo para Chris. Cuando él era un niño tuvo problemas para caminar adecuadamente, ya que los bebés que nacen con un cromosoma extra pueden tener problemas mentales y físicos. 

Pero todo su éxito se lo debe a su padre, que lo motivó a realizar ejercicio junto a otras personas. 

"Mi papá quería que fuera feliz y que pudiera hacer actividades con otra gente. Escogimos el triatlón para sí poder ponernos en forma juntos", comentó el triatleta.

 Nikic pasó por cuatro cirugías en el oído, lo que originó que estuviera descansando en casa, algo que causó preocupación a su padre, ya que comenzó a subir de peso. 

Su padre explicó en entrevista que: "me preocupaba porque después de la graduación muchos chicos con Síndrome de Down se aíslan y empiezan a vivir una vida solitaria. Me dije, vamos a encontrar algo que le vuelva a involucrar en el mundo, así que empezamos a buscar y tuvimos la suerte de que Special Olympics Florida empezaba un programa de triatlón. Pensé que sería una manera estupenda de hacer que empezara, se pusiera en forma e hiciera algunos amigos".

 El joven triatleta tuvo que cambiar completamente su estilo de vida, pues no poder correr ni un kilómetro, y ahora pudo completar uno de los eventos más demandantes como el Ironman.