Captura de pantalla
En un corto de aproximadamente 6 minutos -bajo el título "Immigrants, we get the job done"- Miranda hace una composición de escena de quienes son considerados los eternos sospechosos. Los perseguidos, segregados por su miseria deambulante o simplemente por el color de su piel.

El actor, escritor y compositor musical, creador del exitoso musical Hamilton, Lin-Manuel Miranda, ha sorprendido a sus seguidores y al público en general con la producción de un video en el que hace una defensa de la comunidad inmigrante en Estados Unidos.

“Brincamos muros o flotamos en balsas. La peleamos como Sandino en Nicaragua"

En un corto de aproximadamente 6 minutos --bajo el título "Immigrants, we get the job done"-- Miranda hace una composición de escena de quienes son considerados los eternos sospechosos. Los perseguidos, segregados o demonizados por motivos religiosos, por su miseria deambulante o simplemente por el color de su piel.

El video, de reciente creación, incorpora las canciones del álbum “Hamilton Mix Tapes” que Miranda dio a conocer desde el año pasado. En este corto se hace además acompañar de artistas como K'naan, Residente, Riz MC y Snow Tha Product:

“Por tierra o por agua
Identidad falsa"

“Brincamos muros o flotamos en balsas
La peleamos como Sandino en Nicaragua"


“Somos como las plantas que crecen sin agua
Sin pasaporte americano"


“Porque La mitad de gringolandia Es terreno mexicano”, reza parte de la letra que es fraseada en el sincopado estilo del rap, una de las fórmulas que Lin-Manuel Miranda ha encontrado para  sintetizar la crónica de la desventura de la comunidad inmigrante:


“Hay que ser bien hijo e puta
Nosotros Les Sembramos el árbol y ellos se comen la fruta


“Somos los que cruzaron
Aquí vinimos a buscar el oro que nos robaron


“Tenemos mas trucos que la policía secreta
Metimos la casa completa en una maleta
Con un pico, una pala
Y un rastrillo

“Te construimos un castillo
Como es que dice el coro cabrón?

El video musical, dirigido por Tomás Whitemore y producido por Robert Rodríguez y Lin-Manuel Miranda, llega en momentos en que la comunidad inmigrante en Estados Unidos enfrenta una de las peores campañas de persecución, con un aumento de las redadas contra indocumentados que hoy viven el infierno que ha creado para todos ellos Donald Trump.