Recordado. Vettel no conseguía una Pole desde el mes de julio del 2018, en el Gran Premio de Alemania. Foto: AP
El piloto impresionó con su última vuelta de la clasificación y se apoderó de la primera posición de largada para el Gran Premio de Canadá

Lewis Hamilton, campeón vigente de la Fórmula Uno, parecía encaminado a la pole position número 86 de su carrera, con lo que hubiera extendido una marca, y a imponer un récord con siete en Montreal. Sin embargo, el alemán Vettel encontró velocidad adicional en la última parte de la clasificación.

Eufórico tras completar ese último recorrido, Vettel comenzó a cantar en la comunicación por la radio con los integrantes de su escudería. Poco después, el británico Hamilton se aproximó para felicitar al alemán, quien estaba visiblemente aliviado por mostrar finalmente sus mejores capacidades.

“Estoy lleno de adrenalina”, dijo Vettel. “Las últimas semanas han sido difíciles para nosotros. El auto se sintió bien. Espero que podamos seguir así en la carrera”.

Fue la posición de privilegio número 56 conquistada por Vettel en su carrera. No la conseguía desde julio, en el Gran Premio de su país. Pero durante aquella carrera, Vettel se estrelló bajo la lluvia, en momentos en que lideraba cómodamente.

Ello dio la victoria a Hamilton, quien comenzó a enfilarse hacia la coronación.

El sábado, en condiciones cálidas y soleadas, el cuatro veces monarca de la F1, fue 0.2 segundos más rápido que Hamilton y 0.7 segundos más veloz que Charles Leclerc, su compañero en Ferrari.

Fue apenas la segunda pole de Ferrari en siete clasificaciones de la temporada. La otra fue para Leclerc en Behréin.

Mientras que el mexicano Sergio Pérez, de Racing Point, saldrá decimosexto y manifestó en el circuito Gilles Villeneuve de Montreal que “quedarse fuera en la Q1 por no optimizar el coche duele”, pero que “no” se rinden.

“Teníamos ritmo para entrar en la Q2 y llegar más lejos aún”, comentó “Checo”, que es noveno en el Mundial, con 13 puntos. “Ése es el peor sentimiento que puedes tener como piloto, cuando sabes que lo pudiste haber hecho mucho mejor”, explicó el bravo piloto tapatío este sábado tras la calificación en Montreal.

“Bloqueé el coche en la décima curva y perdí tempo ahí. La vuelta de preparación también fue difícil, con un montón de coches entrando juntos en la última curva, algo que no fue ideal”, indicó el mexicano.

“Las diferencias son muy pequeñas; y pensábamos de forma errónea que teníamos más margen. Se trataba de hacer una buena vuelta y yo no di el cien por ciento”, explicó “Checo”, que acabó tercero en 2012, con un Sauber, en Montreal, donde logró uno de sus ocho podios en Fórmula Uno.

Con información de Agencias.