Foto: Especial
VANGUARDIA dio a conocer que una empresa de saltillenses a punto de quebrar por un adeudo de 54 millones de pesos, más pasivos con proveedores por todo Coahuila y en otras entidades del País, es el saldo negativo de la llegada de Enel Green Power.

Otra empresa, también de origen italiano, Met NewEn –que fue subcontratada- es señalada por la compañía coahuilense Cisa Energía por los atrasos en la obra del Parque Eólico Amistad en Ciudad Acuña y la falta de pago por más de 54 millones de pesos, de manera corresponsable con Enel Green Power.

VANGUARDIA dio a conocer que una empresa de saltillenses a punto de quebrar por un adeudo de 54 millones de pesos, más pasivos con proveedores por todo Coahuila y en otras entidades del País, es el saldo negativo de la llegada de Enel Green Power.

De acuerdo con la directora Administrativa de Cisa Energía, Ana Violeta Horta, se realizó el suministro de material e ingeniería eléctrica de la línea de transmisión 230 Kv del proyecto Parque Eólico Amistad, propiedad de la empresa Enel Green Power.

La directiva explicó que Enel Green Power asignó la construcción total del Parque Eólico Amistad I y II a la compañía italiana Maire Technimont, por medio de su subsidiaria Met Newen México.

 

Además, mediante concurso se asignó la construcción de la línea de transmisión de 230 kv entre la subestación de Amistad y la subestación eléctrica de Novillos.

“Después de finalizar la obra, Met NewEn fue responsable de atrasos por falta de permisos de Impacto Ambiental, solicitó trabajos adicionales y modificaciones del contrato original, lo cual no ha querido reconocer la totalidad de los costos incurridos a nuestra empresa mexicana”, explicó Horta.

De esta manera, el adeudo a Cisa Energía es de 54.4 millones de pesos, por las modificaciones al proyecto, de acuerdo con la versión de Horta.

Lo grave es que a consecuencia de la falta de reconocimiento de adeudo y ausencia de pago, Cisa Energía, empresa mexicana, tiene una serie de responsabilidades financieras con otras compañías también de México como proveedores de materiales y servicios, con quienes no se ha podido llegar al finiquito por las deudas de Met NewEn.