Antonio Nerio Rodríguez confirmó a VANGUARDIA que espera que esta misma tarde quede lista la cesión de derechos del equipo con el grupo de empresarios saltillenses

Vamos a tener una reunión para ver si podemos definir de una buena vez y concluir ya las negociaciones que estamos haciendo para ceder los derechos de Saraperos a la nueva empresa”, fueron las primeras impresiones el ingeniero Antonio Nerio Rodríguez cuando en este momento se reúne con los empresarios en unas oficinas al norte de Saltillo

 

En el lugar también se encuentran Roberto Cabello Elizondo, parte del grupo de inversionistas que buscan hacerse de los desechos de Saraperos; así como Roberto Magdaleno, quien se sabe tomarías las riendas del equipo como gerente deportivo.

Aunque el ingeniero aseguró que el trato sería oficial hasta imprimir su firma, todo indica que en estos momentos pueda cerrarse la firma de papeles, puesto que Nerio Rodríguez informó que los trabajadores de la organización saltillense serán Iiquidados conforme a la ley.

“Lo que estamos esperando es que antes de firmar la cesión de derechos estén terminados. Si ellos los quieren contratar, que los contraten, no podemos nosotros hacer ningún convenio o definir la estructura. Si deciden ellos contratarlos será por su experiencia. La relación con nosotros terminará en este momento”, dijo Nerio Rodríguez.

Antonio Nerio aseguró que en cuanto se oficialice, es decir, se firme la cesión de derechos, él mismo lo anunciará.

 

“Yo mismo daré mis razones de por qué dejo al equipo, lo dejo por esto”, dijo el hasta hoy dueño del equipo de Saltillo, al mismo tiempo que muestra una faja que hoy le ayuda a mantenerse en pie, es decir, por cuestiones de salud.

“Y presentaré a la nueva empresa, a partir de ese momento ya cualquier relación deportiva en cuestión de Saraperos será con ellos. Seré un espectador más”. indicó antes de entrar al inmueble, donde era esperado por los empresarios saltillenses.