Foto: Jetza Múzquiz
Los presuntos fueron separados de su cargo mientras son investigados

Cristal difícilmente olvidará los hechos ocurridos la tarde del jueves 7 de marzo, cuando elementos de Fuerza Coahuila allanaron su hogar para agredir a su esposo y atacarla sexualmente a ella.

Con la mirada perdida, la joven de 20 años de edad relató cómo vivió un episodio de pesadilla mientras los uniformados la tenían sometida y abusaban de ella, pensando que cada largo minuto que pasaba podía ser el último en su vida.

“Estábamos sentados en la parte de arriba de mi casa de la colonia Colinas de Santiago, que es de dos pisos, él (Irving, su esposo de 24 años) estaba arreglando una bocina de un carro para ponerse a escuchar música, en eso oímos que avientan la puerta y empiezan policías a entrar hacia arriba”, contó la afectada.

Cristal narró que a su esposo, quien es de oficio mecánico, lo pusieron contra la pared y a ambos les apuntaron con sus armas, amenazados y golpeados en varias ocasiones mientras les exigían entregar las drogas que vendían.

La víctima explicó que desconocían las acusaciones, pero los oficiales —quienes llegaron a bordo de la patrulla FC14116— los siguieron torturando, colocándoles bolsas en la cabeza y dándoles toques con una chicharra.

En un punto, dos de los policías llevaron a Cristal a la habitación de la primera planta, donde le exigieron otra vez que confesara el lugar dónde escondían las drogas que presuntamente vendían, pero ella estaba presa del miedo y negó cualquier acusación.

“Me golpearon con las pistolas grandes en las costilla, y me paran de los pelos y me avientan sobre la cama, boca abajo, uno de ellos me dice que la voy a pagar, que siempre voy a recordar de todo lo que me hicieron”, recuerda llena de angustia.

 

Me escupe en la cara y enrolla el condón que traía y me dice que él los colecciona, que ya con ésta es la décima vez que lo hace”.
Cristal.

El relato de Cristal prosiguió con la escena de la violación: “Abusa uno primero de mí, él lo que hace es que se ríe en mi cara y me escupe, enrolla el condón que traía y me dice que él los colecciona, que ya con ésta es la décima vez que lo hace, luego el otro empieza a abusar de mí”, platicó Cristal, casi al punto del llanto.

Cerca de las 17:30 horas los supuestos policías se retiraron —habrían llegado desde las 15:00 horas— llevándose a Irvin, de quien no se supo nada hasta las 21:00 horas, cuando apareció a disposición del Centro de Operaciones Estratégicas.

Cristal exige justicia para ella y para su esposo, y dice estar dispuesta a llegar hasta las últimas consecuencias con su denuncia, luego de que médicos del Hospital General confirmaron la violación.

Por su parte, la Secretaría de Seguridad Pública detalló en un comunicado que ya hay una investigación que se sigue contra dos oficiales, quienes fueron separados de su cargo en lo que concluyen el proceso.

Los hechos
El ataque habría ocurrido el jueves 7 de marzo.
Irving y Cristal se encontraban en su casa.
De repente llegaron a su casa elementos de Fuerza Coahuila a bordo de la patrulla FC14116.
Les exigían que les dijeran en dónde ocultan la droga que venden.
Ambos son torturados; el con la chicharra y colocándole bolsas de plástico en la cabeza.
Ella fue abusada por dos oficiales, relata la víctima.

Investiga la Fiscalía

MARCELINO DUEÑEZ

El fiscal del Estado, Gerardo Márquez Guevara, aceptó que una mujer denunció a dos agentes de Fuerza Coahuila durante un operativo en el que detuvieron a su pareja; indicó que la detención se realizó por posesión de narcóticos y que ya entrevistaron a los agentes señalados.

El pasado jueves 7 de marzo Marina N. denunció que elementos de Fuerza Coahuila entraron a su domicilio en la colonia Colinas de Santiago y se llevaron por la fuerza a Irvin Alberto N, de 24 años; atacaron sexualmente a Cristal N. de 20 años.

“Tengo conocimiento de una denuncia por abuso sexual que presenta una persona del sexo femenino en el que eventualmente se desarrolla en torno a la detención de una pareja, esposo, concubino o algo así”, declaró al respecto Márquez Guevara.
El Fiscal indicó que a Irvin se le investiga por posesión de narcóticos con fines de venta al menudeo. “Y también tengo conocimiento de la denuncia que impone esta persona”.

“Se están concluyendo los peritajes, no es sencillo, no es rápido. Tenemos algunas entrevistas que se han realizado, estamos integrando la carpeta de investigación y de resultar positivo este evento habrá que sancionarse a quien se tenga que sancionar”, 
aseguró el titular de la Fiscalía General del Estado, agregando que “una vez concluida habremos de revelar los detalles en medida que no afecte la carpeta de investigación”.