Auxilio. La familia de Jesús Alberto Ríos lo acompañó hasta las instalaciones médicas, para que sienta su apoyo. Foto: Ulises Martínez
Un trailero, agobiado por la falta de dinero, toma fatal decisión. Su estado de salud es grave

La desesperación de tener más de un mes sin trabajo llevó a un hombre a intentar quitarse la vida en el interior de su domicilio; más de medio litro de ácido muriático fue lo que ingirió.

Jesús Alberto Ríos González, de oficio trailero, ya contaba según familiares con pensamientos suicidas, por la falta de empleo y los gastos diarios que lo agobiaban.

 

Fue así que ayer jueves por la mañana decidió terminar de tajo con sus problemas. Fue en su domicilio de la calle Oriente en la colonia Vista Hermosa, cuando la familia de Jesús Alberto se dio cuenta de su estado, ya que le comenzó a dolerle el estómago y empezó a vomitar.

De inmediato lo subieron a un vehículo para llevarlo a recibir atención médica en las instalaciones de la Cruz Roja, donde el fuerte vómito no paraba.

De inmediato Jesús Alberto fue trasladado a las instalaciones del Hospital General a bordo de una ambulancia. Los médicos reportan como reservado el pronóstico de vida del trailero, porque fue demasiada la ingesta del ácido. Serán las próximas horas vitales para determinar su estado de salud y las posibilidades de que salve la vida.