Crimen. El cadáver con el rostro desfigurado fue encontrado el 2 de mayo de 2015. / Archivo
Al localizar el cuerpo, los implicados aún conservaban el celular de la víctima, medio por el que las autoridades lograron rastrearlos

Al no acreditarles participación en el delito de homicidio calificado con motivo de un robo en agravio de una mujer, una juez de control dictó sentencia absolutoria a Manuel de Jesús Hernández Gómez y Antonio Rodrigo Salazar Molina.

La presidenta de la sala penal número 10, María Antonieta Leal Cota, quien apenas el mes pasado dejó libre a la joven conductora Alejandra Valdés Ávalos, quien impactó su auto con una pipa y prensó a dos trabajadores municipales, uno murió y otro perdió una pierna; en esa ocasión señaló que a los fiscales del caso se les habría “olvidado” incluir en la acusación el dictamen de alcoholemia.

Ahora analizó los medios de pruebas que aportó el personal de Investigaciones Especiales de la Procuraduría General de Justicia, (PGJE) en contra de los imputados.

Según la causa penal 153/2015, da a conocer que el 30 de abril del 2015, Manuel de Jesús y Antonio, en horas de la madrugada permanecían en las vías ferroviarias que dividen las colonias Río Bravo y Nazario Ortiz Garza.

Presuntamente al ver caminar a Luz Elvira Acosta Ovalle, la interceptaron y la amagaron con cuchillo a la cual le pidieron objetos de valor. 

Con lujo de violencia despojaron de un bolso con la cantidad de 400 pesos en efectivo y un teléfono celular, no conformes en cometer el robo, se ensañaron con la afectada a la cual agredieron físicamente y le dejaron caer una piedra en la cabeza, para luego huir.

La mujer murió a causa de un traumatismo de cráneo severo y sus restos fueron localizados en avanzado estado de descomposición dos días después hasta el sábado 2 de Mayo.

Como medios de prueba que ofreció el ministerio público Juan Sánchez Irabu, es que la Policía Investigadora marcó un teléfono celular que corresponde a la víctima y aún se encontraba activo y encendido. Se logró rastrear y ubicar a los portadores del mismo aparato y confesaron haberlo robado con violencia cuando se encontraban bajo los efectos del alcohol.

En la audiencia de juicio oral, las autoridades de la PGJE mostraron evidencias como imágenes fotográficas de la escena del crimen, pero la juez determinó que no hay un señalamiento directo contra los implicados y por la noche dictó el veredicto a favor.

El Ministerio Público tiene de plazo tres días para solicitar un recurso de apelación, porque no estuvieron de acuerdo con la decisión que tomó la jueza durante la noche del martes.

A DETALLE
> Víctima: Luz Elvira Acosta Ovalle.
> Detenidos: Manuel de Jesús Hernández Gómez y Antonio Rodrigo Salazar Molina.
> Lugar: Vías ferroviarias que dividen las colonias Río Bravo y Nazario Ortiz.