Archivo
Un sacerdote, un cazador de demonios y una experta en fenómenos paranormales se unen en una misión terrorífica que transcurre en las calles de la Ciudad de México; en entrevista con VMÁS, la actriz Fátima Molina nos habla sobre su papel en esta serie original

En México, el terror es un género poco explotado por las cadenas de televisión abierta, desde la llegada de las plataformas digitales los melodramas y las comedias románticas han ido perdiendo fuerza y las producciones cien por ciento mexicanas con historias novedosas han conquistado al público internacional, como “Club de Cuervos” y “La Casa de las Flores”.

No hay mejor ejemplo de ello que “Diablero”, una serie original de Netflix que estrena este viernes en la plataforma de streaming y que se convierte en la primera apuesta nacional que combina el terror con el humor y un poco de melodrama. Dirigida por José Manuel Cravioto y protagonizada por Horacio García, Christopher Uckermann, Giselle Kuri y Fátima Molina, la serie promete convertirse en un clásico.

En entrevista con VANGUARDIA, hablamos con Fátima Molina, actriz mexicana que da vida a Keta, una experta en fenómenos paranormales que se une a Elvis Infante, un legendario “diablero” o cazador de demonios que tratará de ayudar al padre Ramiro Ventura a dar con el paradero de una niña perdida en la Ciudad de México.

“Estamos muy contentos de llegar a Netflix este 21 de diciembre, es un una serie que queremos y que creemos que es algo muy nuevo sobre todo en la industria de México, son temas diferentes y visualmente es perfecta. Los mexicanos que estén alrededor del mundo se van a dar un agasajo con esta producción, tiene ficción, terror y un tinte de humor negro que nos caracteriza a los mexicanos, que nos da un toque único. Los mexicanos en las buenas y las malas siempre tratamos de sacar lo mejor”, comentó la nominada al Ariel como Mejor Coactuación Femenina por el filme “Sueño en Otro Idioma”.

“Diablero” mostrará ciertos aspectos de la cosmogonía y leyendas mexicanas en un formato parecido a series como “Supernatural” y “El Exorcista”, pero todo en un ambiente plagado de referencias muy latinas. Para lograr esto se requirió de un exhausto entrenamiento físico y mental por parte de los protagonistas, quienes tuvieron también que estudiar sobre el mundo de los demonios y los efectos especiales.

“Mi personajes es Keta Infante, una santera que vive con un pasado muy doloroso, que no lo vamos a descifrar hasta que avance toda la serie. Es muy importante saber esto porque es lo que le da poder para unirse a este equipo de ‘diableros’, los cuales tienen una misión en común pero sobre todo una misión individual”, agregó la mexicana.

Archivo

VIVA MÉXICO
Otro aspecto que destaca de esta producción es que la historia se desarrolla en la Ciudad de México, Fátima asegura que la fotografía retrata lugares únicos y rincones poco explorados por la cinematografía internacional sobre nuestro país, algo que le encanta y le apasiona de esta producción.

“Personalmente siempre voy a agradecer las historias y personajes que nos puedan aportar algo bueno, que la serie sea completamente un reto porque este género en México siempre es complicado de hacer, creo que lo hemos logrado bastante bien, cuando vean la serie van a entenderlo todo; visualmente es maravillosa y única, algo que nunca se había hecho. Me encanta como se retrata cada lugar de México, Tlatelolco, lugares tan emblemáticos de la Ciudad de México como Santa María la Ribera, me gusta mostrar así a mi país, con un proyecto de esta calidad”, aseguró Molina.

Además de los impactantes efectos especiales que se pueden ver en los avances de “Diablero”, la actriz también asegura que una vibra extraña siempre estaba acompañando a la producción, pues las grabaciones casi siempre se realizaban en la madrugada, y aunque ella no se considera muy supersticiosa, a veces no está de más creer en algo. 

Archivo

“Reímos mucho, terminamos muy cansados porque grabábamos muchísimo de noche, es una serie que justo por esta cuestión de los demonios se maneja mucho la obscuridad, pero fue un placer trabajar juntos y contar esta historia que esperemos le encante al público. Yo no me consideraba supersticiosa, pero ahí me di cuenta que sí, porque al hacer ciertas escenas rudas, si pedíamos permiso a la energía que fuera para no quedarnos atorados en estos planos, somos bastante respetuosos y queríamos hacer las cosas bien, no queríamos invocar nada malo. Nada extraño sucedió (risas), es algo raro de explicar, pero nada malo pasó, puntualizó Fátima.

EL DATO:
> La historia de “Diablero” está inspirada en el libro “El diablo me obligo” de F. G. Haghenbeck, y todo el elenco coincide en que cuando leyeron el guión, encontraron una historia diferente a todo lo que hemos visto en series, es por eso que aceptaron experimentar en una de los géneros más difíciles de lograr: el terror.
> Además, la serie tiene un rush increíble de girl power. Nancy y Keta, que son los personajes a los que les dan vida Gisselle Kuri y Fátima Molina tienen un lugar importante en este equipo de cazadores de demonios.

¡No te lo pierdas!
¿Cuándo? Este viernes 21 de diciembre.
¿Dónde? En Netflix.