Al intentar retener al hombre, este regresó los objetos y aprovechó para subirse en un taxi, que era conducido por una mujer que ya lo esperaba

Tras un par de intentos de robo que han sido frustrados, personal de una plaza comercial ubicada al sur de la ciudad ya inició una investigación en conjunto con las autoridades para ponerle un alto al hampa.

Se sospecha que taxistas de sitio de la Plaza Sendero Sur podrían estar coludidos con estos hechos delictivos al facilitar el transporte para un hombre que, la semana pasada, quiso sustraer mercancía.

Sin dar a conocer los negocios afectados, fuentes extraoficiales de la Unidad de Investigación de Robos de la Fiscalía General del Estado (FGE) indicaron que el sospechoso es un hombre de complexión robusta, de alrededor de 1.80 de estatura y tez morena.

El delincuente ha sido detectado quitando los sensores de seguridad de diversos productos, principalmente vinos y licores, aunque también quiso sustraer perfumes y otros artículos de higiene y cuidado personal.

De acuerdo a la declaración de los empleados, al intentar retener al hombre, este regresó los objetos y aprovechó para subirse en un taxi, que era conducido por una mujer que ya lo esperaba.

Los administrativos de la Plaza ya iniciaron una investigación interna para dar con la identidad de la taxista, a la par que las autoridades ministeriales ya están en la búsqueda del sospechoso, quien no se descarta que opere en otros complejos comerciales en la ciudad.