Tomada de Twitter
El corredor de los Cowboys se mantiene en su postura por ser el mejor pagado de la Liga

Ezekiel Elliott sigue alejado de su equipo, pero eso no le impide entrenar.

El corredor de los Cowboys de Dallas trabaja con el miembro del Salón de la Fama, Marshall Faulk, en Cabo San Lucas para poder estar listo cuando se resuelva su situación contractual.

"Su forma física es grandiosa, pero jugar partidos es diferente", dijo Faulk a ESPN en un mensaje de texto. "Mi trabajo es cerrar esa distancia colocándolo en situaciones activas de juego. Lo único que no podemos simular es el contacto".

Elliott y Faulk son representados, ambos, por el agente Rocky Arceneaux.

Elliott ha ganado el título de líder corredor de la NFL y los Cowboys han sido campeones divisionales en todas las temporadas en que Elliott ha jugado más de 10 partidos. Pero el número de juegos en que participe Elliott en esta campaña sigue en duda.

'Zeke' se mantiene en forma en lo que llega a un acuerdo con los Cowboys/Tomada de Twitter

Cuando se le preguntó si Elliott está dispuesto a perderse partidos por su insistencia de convertirse en el corredor mejor pagado de la NFL, Faulk respondió con una pregunta propia.

"La pregunta es", escribió Faulk, "¿están los Cowboys dispuestos a que él se pierda partidos porque no creen que deba ser el corredor mejor pagado?".

Los Cowboys han hecho una oferta que ranquea entre el promedio anual de 13 millones 125 mil dólares que acordaron los Jets de Nueva York con Le'Veon Bell, y los 14 millones 375 mil dólares anuales que le pagan los Rams de Los Ángeles a Todd Gurley.