Ataque. Dos policías fueron hospitalizadlos por herida de bala. AP
De momento no fueron reveladas sus identidades

UTAH, EU.- Dos agentes de la policía del condado Salt Lake resultaron heridos ayer, uno en un ojo y otro en una mejilla, y el presunto agresor fue abatido en un tiroteo en el exterior de la cárcel del condado.

Ambos agentes fueron trasladados a un hospital y se espera que sobrevivan, de acuerdo con las autoridades. De momento no fueron reveladas sus identidades.

La jefa policial del condado Salt Lake, Rosie Rivera, dijo en conferencia de prensa que los dos oficiales heridos eran compañeros y forman parte del cuerpo de seguridad del recinto.

Rivera señaló que el presunto agresor, un hombre de unos 30 años, no era conocido para el departamento.